Yucatán

Yucatán tiene miedo; operan nexos cubanos y de mafia colombiana

Yucatán tiene miedo; operan nexos cubanos y de mafia colombiana

La percepción de inseguridad crece ante el aumento de delitos de alto impacto; lamentan que con el gobierno panista se pierda la paz y tranquilidad en los principales municipios del estado y Mérida. 

Por Ariel Velazquez

26/08/2020 06:25

De acuerdo a cifras oficiales del Secretariado Ejecutivo del Consejo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP), en los delitos del fuero común de octubre de 2018 cuando asumió el cargo Mauricio Vila Dosal como gobernador de Yucatánal primer semestre de este año, es decir en 22 meses del gobierno panista, suman 240 homicidios dolosos y culposos.

Además se registraron 10 feminicidios; asó como 2 mil 284 robos a casa habitación; 100 robos de autos; 240 robos a transeúntes, reportados, aunque cabe precisar que existe una cifra negra de estos delitos, ya que muchos no se reportan ante la desconfianza que tiene la ciudadanía de las autoridades contra la inseguridad.

Asimismo, 696 robos a negocios reportados; ya que tampoco muchos no denuncian de acuerdo a estadísticas criminales, así mismo 542 delitos de narcomenudeo, en suma 24 mil 698 delitos durante la gestión del gobernador Vila.

Operan mafias extranjeras

Ante la debilidad de las fuerzas policiacas locales y estatales, las mafias tanto cubanas como colombianas han hecho de Yucatán su santuario y concretamente a Mérida como su centro de operaciones para lavado de dinero y otros delitos graves.

Así lo reconoce la misma Agencia Antidrogas Estadounidense (DEA), por sus siglas en inglés, donde en su página oficial, informa que tiene oficinas en el Consulado de Mérida, además de otras cuatro oficinas regionales en el resto del país.

La crisis de seguridad en la entidad se va recrudeciendo al grado de que apenas el fin de semana cuatro hombres y una mujer, uno de ellos de origen cubano y la fémina colombiana- fueron detenidos en el Centro Histórico de Mérida, acusados del robo con violencia a una joven de 21 años en el sur de la ciudad.

Poco antes de ser detenidos la habían amagado al salir de una plaza comercial, despojándola de 17 mil pesos en efectivo que había retirado de una sucursal bancaria.

Más allá del asalto con violencia, este evento evidencia la fragilidad y debilidad de los cuerpos de seguridad en el estado y la entrada prácticamente por del crimen organizado, quien ya no opera bajo las sombras, sino abiertamente.

Base del Narco

El mismo titular de la Unidad de Análisis de delitos fiscales y financieros de la Fiscalía General de la República (FGR), Oscar Valdés Ramírez, durante su última visita a la península, reconoció que Cancún solo es el escaparate de los criminales, pero donde realmente opera la “mafia grande” tanto cubana como colombiana es en Yucatán, concretamente por sus litorales, prácticamente libres para el arribo de narconaves, tanto hidroaviones, como submarinos o bien el clásico “bombardeo” de droga, que más tarde se rescata en lanchas rápidas. No en vano la DEA mantiene una oficina en esta entidad.

En síntesis recalcó se trabaja para acabar con el crimen organizado “desde las cabezas” pues según estudios propios, “el 85% de los fiscales y procuradores de cada estado obedecen al narcotráfico”, además de que obedecen a los gobernadores en turno, quienes los designaron, de ahí que no son independientes. Cabe destacar que en caso de Yucatán, el gobernador Mauricio Vila Dosal, envió una terna al Congreso del Estado, donde los legisladores le otorgaron el “beneficio de la duda” al ahora fiscal Wilbert Antonio Cetina Arjona, pese a la oposición de diversas organizaciones civiles.

Infórmate sobre todas las noticias de Yucatán dando click aquí

Narcotiburones

Cabe resaltar que en 2009 la Armada de México decomisó en Puerto Progreso 97 tiburones congelados en cuyas entrañas había 870 paquetes rectangulares de cocaína. La droga se localizó en dos de los contenedores que traía el buque Dover Strait, con bandera de las Islas Marshall.

Por eso resulta poco creíble que durante una década no se hubiesen registrado más decomisos de droga de estas magnitudes en la entidad, ni que tampoco el crimen organizado haya dejado de operar en esta región.

Damos cuenta de todo en LA VERDAD YUCATÁN

Cabe precisar que como lo dijo el Presidente Andrés Manuel López Obrador durante el sexenio de Felipe Calderón se trató de un Narcoestado  y ahora ya se viven las consecuencias en la otrora pacífica Mérida y en sí en toda la entidad, ya que en las últimas décadas el partido blanquiazul ha gobernado la capital, así como en varias ocasiones la entidad.

Por eso los detenidos S.Z.A 43 años (mujer), J.C.G.A. 30 años, A.M.P. 30 años, O.O.V. 31 años y J.R.U. 41 años. Tres son originarios del Estado de México, uno cubano y la mujer colombiana, como se precisó, más que asaltar a una cuentahabiente, su presencia en la capital del estado es motivo de alarma, ya que resulta inverosímil que se hubiesen trasladado hasta esta ciudad, solo a asaltar y si fue así, es que detectaron que existe la posibilidad de delinquir, al grado de que se trasladaron de la zona sur donde fue el atraco, hasta el centro, en lugar de esconderse en poblados aledaños o en esa zona, de acuerdo a especialistas consultados, donde era menos la posibilidad de que los atraparan, lo que indica que cuando menos ellos creían que gozaban de protección.

Más lavado

Cabe resaltar que a finales de 2018, en el testimonio de Tirso Martínez Sánchez, quien se decía importador, transportista, pero que resultó distribuidor de droga en Estados Unidos para cárteles de México, durante el juicio que se llevó a cabo contra Joaquín “El Chapo” Guzmán Loera en Nueva York, monstro evidencia de que Yucatán figura en el mapa de organizaciones criminales mexicanas, colombianas y también cubanas.

El narcotraficante, conocido con los múltiples alias de “José Martínez”, “José Tirso Hernández Félix”, “José Tirso Félix”, “Manuel Ochoa-Martínez”, “El Doctor”, “El Futbolista”, “El Mechancio”, “El Mecánico”, “El Centenario” o “El Tío” era compadre y uno de los principales operadores de los fallecidos capos Amado Carrillo Fuentes y Arturo Beltrán Leyva, líderes de los cárteles de Juárez y Beltrán-Leyva, respectivamente.

De acuerdo con los señalamientos de Martínez Sánchez, durante la primera década de 2000 adquirió con recursos ilícitos equipos de fútbol profesional en Querétaro, Celaya, Irapuato, La Piedad y Venados de Yucatán, por lo que pagó de 600 mil a 700 mil dólares, y 2.2 millones de la moneda estadounidense, del peculio de la organización de los Beltrán Leyva para blanquear las ganancias obtenidas con la venta de drogas, sobre todo cocaína.

La adquisición de los Venados de Yucatán por “José Martínez” se habría concretado de 2002 a 2003, después de que su propietario, Antonino “Nino” Costanzo Ceballos, mudó la franquicia de Atlético Chiapas a Mérida y la transformó en Atlético Yucatán. Sin embargo, Costanzo Ceballos decidió una temporada después regresarla a su sede original.

Al conocerse que presidiría el equipo de fútbol en Yucatán: “mi intención al llegar a Mérida será buscar una propiedad y construir mi casa, porque quiero quedarme a radicar… Quiero que los yucatecos sepan que no voy a engañarlos”.

Yucatán poco a poco pierde su tranquilidad

El historial del club de fútbol profesional yucateco, después de desaparecer Atlético Yucatán, los hermanos Arturo y Mauricio Millet Reyes invitaron a Francisco Ibarra de Quevedo, entonces dueño del Nacional Tijuana, a trasladar la franquicia a Mérida, con lo que de nuevo se conformó el equipo con el nombre oficial de Mérida Fútbol Club, pero con el mote de Venados de Mérida Fútbol Club.

Te puede interesar:Preocupa imparable inseguridad en Kanasín, ¡autoridad brilla por su ausencia!

Incluso el comentarista deportivo José Ramón Fernández inmiscuye a tres organizaciones de la Primera División, incluidos los Venados del Mérida FC, por sus vínculos con el narcotráfico.

Cabe resaltar que en 2012 fueron detenidos 18 mexicanos detenidos en Nicaragua  que transportaban 9.2 millones de dólares por Nicaragua en camionetas con logotipo de Televisa, la que comandaba el grupo era Raquel Alatorre Correa que conforme a su pasaporte mexicano-número 8400011472- indica que tiene 30 años y residía en Yucatán, además de que tenía varias propiedades en la capital y otros municipios de la entidad.

Temas