Secciones
Yucatán

Sindicatos, coto de poder de unos cuantos

por La Verdad

Líderes ‘secuestran’ a casi 50 mil ciudadanos desde hace varias décadas

Redacción Web/Diario La Verdad CIUDAD DE MÉXICO.-  En el ánimo de la gente, pero particularmente en el de sus agremiados, los sindicatos yucatecos enfrentan un descrédito ganado a pulso por líderes y dirigentes que se han favorecido con los acuerdos por debajo de la mesa, el cobro de cuotas, los cacicazgos, la venta de plazas, la ‘conversión’ de la directivas en agencias de colocación familiar y la nula transparencia y claridad a la hora de rendir cuentas, entre otros problemas que acompañan al sindicalismo desde hace algunas décadas. La historia nos muestra una lucha social, real y verdadera en el surgimiento del sindicalismo en la entidad como forma de preservar las fuentes de empleo y las conquistas laborales, pero en el transitar de las agrupaciones laborales y su innegable simbiosis con la actividad pública y política de la entidad, los dirigentes perdieron el camino dejándose llevar por el resplandor de los espejitos, por el entreguismo a cambio de favores y espacios en la política. BUSCAN PRIVILEGIOS De las dirigencias, particularmente de las que agrupan a más obreros y trabajadores, brincaron a cargos públicos, ejemplos hay muchos de líderes que hicieron a un lado las batallas de la clase trabajadora a cambio de una regiduría, una diputación local o una federal, una alcaldía y hasta una senaduría, dejando claro a sus agremiados que primero son los intereses de los mal llamados líderes, mientras que los de la clase trabajadora se diluyen con el tiempo. ‘El sindicalismo en Yucatán está en sus mejores momentos’ afirmaron recientemente  en una declaración conjunta los eternizados dirigentes  de las Federaciones de Trabajadores de Yucatán (FTY) y Confederación  Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), Mario Tránsito Chan Chan y Pedro Oxté Conrado, respectivamente. Y en su recuento, mencionaron ser representantes de las más numerosas agrupaciones obreras, con más de 25  mil trabajadores en 36 organizaciones sindicales, presumiendo  la nula cantidad de  movimientos huelguísticos, merced a lo fabuloso de los sueldos que percibe la clase trabajadora yucateca: 300 pesos diarios para ser exactos, según lo dicho por Oxté Conrado. Seguramente el sindicalismo de masas, el de los movimientos sociales este apagado en la entidad pero la corrupción está más que vigente que nunca, galopa, con un Héctor ‘Billy’ Fernández al frente del FUTV y sus 4 mil 800 socios, la mayoría inconforme por el cobro de la cuota de 300 pesos mensuales; con la perpetuidad de los Jervis García, de los Eulogio Piña y de los mismos Mario Transito Chán y Oxté Conrado. PRÁCTICAS REPRESIVAS Y con las practicas represivas cuando de reelegirse se trata como en el caso del sindicato de trabajadores del seguro social, cuya última elección se realizó a puerta cerrada y con la instrucción a los votantes de tomar foto a la boleta tachada para ‘reportar arriba’ haber cumplido con el sufragio, violando su condición de secreto y libre. Las razones que tienen los aspirantes o dirigentes para cometer tales arbitrariedades con tal de  llegar a la dirigencia o mantenerse en ella, sin importar las violaciones a sus propios estatutos, son varias, pero las dos más importantes y las que más ha señalado la escasa disidencia son dos: el manejo y disposición de las cuotas sin dar cuenta a nadie  y la negociación de los votos. VOTANTES SECUESTRADOS A los 25 mil  agremiados que dicen tener los dirigentes de la FTY y la CROC, la cifra de obreros y trabajadores adheridos a alguna organización sindical aumenta con los 5 mil del volante; 22 mil docentes;  2 mil 500 burócratas; 5 mil de la salud entre los del IMSS y los de la Secretaria, entre los más numerosos haciendo una cifra de 49 mil 500 personas sindicalizadas solamente entre los siglas de más membresía. 49,500 Afiliados en el estado $100 Cuota promedio mensual. $4.95 Millones mensuales en cuotas sin un destino transparente FRASE ‘Aún está vigente el contenido del artículo 123 de la ley del Trabajo, que entre otros aspectos habla de la agrupación de personas en sindicatos, pero con las reformas previstas para aplicarse este año, muchos aspectos serán modificados’. Armando Aldana, Titular de la Junta de Conciliación y Arbitraje.

Comentarios