Yucatán

Mujer denuncia negligencia; le hicieron abortar a su bebé sano en Yucatán

Mujer denuncia negligencia; le hicieron abortar a su bebé sano en Yucatán

Mujer denuncia negligencia; le hicieron abortar a su bebé sano en Yucatán

Una mujer de Yucatán a través de sus redes sociales denuncia como cruelmente le hicieron abortar a su bebé que presuntamente estaba muerto y resultó no ser así.

Por La Verdad

27/01/2020 12:47

A través de sus redes sociales una mujer de Yucatán alerta a otras mujeres para no vivir la misma situación que ella vivió cuando le hicieron creer que su bebé había muerto.

La mujer se identifica a través de facebook como Aylín E. quien el domingo 26 de enero realizó una publicación donde denuncia una posible negligencia de un centro de ultrasonidos.

La afectada dice que en la clínica le pidieron un ultrasonido que desencadenó un calvario.

La afectada comienza explicando que hasta el 24 de diciembre de 2019 tuvo cita en Yobaín, municipio de Yucatán y que tras consultar, los médicos le dijeron que todo iba bien con su bebé y le dieron cita para el 23 de enero del 2020, sin embargo le pidieron que llevara un ultrasonido que corrobore que todo se encontraba en orden.

Casi cerca de la fecha de su próxima cita la mujer presuntamente acude el día 10 de enero a realizarse un ultrasonido en Dzidzantún, de donde es originaria y fue ahí donde comenzó el calvario.

La denuncia de la mujer está acompañada de fotos de la presunta doctora que realizó el diagnostico.

Malas noticias

Muy emocionada por que escucharía el corazón de su bebé, la mujer se dio cita en la calle 21 por 14 y 12 de la mencionada comunidad y fue presuntamente atendida por la doctora Fátima Nayeli R. A. quien comenzó con el procedimiento.

‘Me unto el gel en la barriga la doctora y me dijo -sabes algo, el ritmo cardíaco del bebé es muy lento, no se escucha bien, te tendrá que hacer un ultrasonido pero endovaginal-’, se lee.

Tras realizar el segundo ultrasonido presuntamente la doctora le dijo a Aylín que tendría que ir al hospital O’horán a que le realizaran un legrado.

‘Juro que me sentí como la vida se me vino encima, me puso como bebé muerto y retenido, saco gestional geométricamente normal, ovarios normales’, menciona.

Fue traslada de Yobaín hasta el hospital O'horán.

La afectada explica que la doctora presuntamente le dijo que podía ir al siguiente día al hospital O’horán por lo que rápidamente su suegro llamó a una ambulancia, la cual la trasladó a Yobaín.

Cabe mencionar que la mujer en todo momento se sentía bien, dijo que los camilleros le pidieron que se recostara y ella dijo que podía ir sentada, que se sentía bien.

En el hospital O'horán presuntamente no le pudieron hacer el legrado.

Sufrimiento y dolor

De Yobaín la mandaron al hospital O’horán donde vino otro desagradable momento.

Aylín cuenta que cuando llegó al O’horán le ‘hicieron el tacto, comenzaron aplastar la barriga’ presuntamente para que saliera el líquido, le introdujeron unas pinzas, mismas que habrían para que el doctor presuntamente introdujera su puño.

Tras todos esos procedimientos que le causaron mucho dolor, sangrado y frustración, los doctores presuntamente alegaron no poder realizar el legrado.

‘Metió todo su puño y lo movía dentro de mí, me dolía hasta la vida , me dijeron después de todo eso que no me podían hacer el legrado’, dice.

Los médicos presuntamente recetaron 'MISOPROSTOL'.

El motivo era que el cuello uterino estaba muy cerrado, por lo que le recetaron unas pastillas llamadas 'MISOPROSTOL’.

Según explica la mujer tendría que tomar 12 pastillas en tres dosis y tras el largo calvario la mujer no pudo dormir por 18 horas ya que presentaba dolor, sangrado y temperatura.

Las indicaciones médicas eran que se realizará un ultrasonido pasada la semana para ver que no quedará residuos del bebé y acudió al mismo lugar donde le dijeron que su bebé estaba muerto.

Presuntamente la doctora de la clínica de ultrasonidos indicó a su secretaría que realizará el procedimiento y esta última indicó que aún quedaban restos de la bolsa del bebé.

Doctores indicaron que se trato de una negligencia médica.

Negligencia médica

Por recomendación de su cuñada, Aylín acudió con el ginecólogo César V. en Dzidzantún quien le dio la noticia más desgarradora que una mujer en su situación podría recibir.

‘Fue negligencia médica, ya que mi bebé estaba en perfecto estado, buena medida, buen peso y me explicó que  un bebé, su ritmo cardiaco se escuchaba a partir de los 3 meses’, menciona.

Tras esta noticia, la mujer decidió buscar una segunda opinión y explica que otro ginecólogo le dijo que las pastillas que le recetaron son para la gastritis y no para abortar.

Infórmate sobre todas las noticias de Yucatán dando click aquí  

Te puede interesar: Extranjera encontrada muerta en el centro de Mérida, fue asesinada por su esposo

Finalmente la mujer manifiesta que se le hace muy difícil hablar de la situación pero quería compartir su caso para que otras mujeres no pasen por lo que ella pasó.

Síguenos en Instagram y entrérate de las noticias trend de la semana.

Temas