Secciones
Microempresas de Yucatán con el mayor riesgo por facturación falsa
Yucatán

Microempresas de Yucatán con el mayor riesgo por facturación falsa

El sector micro empresarial es el más vulnerable a la vigilancia del Servicio de Administración Tributaria (SAT),  por ser el segmento en donde se busca la manera de evitar el cumplimiento de obligaciones fiscales.

por Jaime Tetzpa

Microempresas de Yucatán con el mayor riesgo por facturación falsa

Microempresas de Yucatán con el mayor riesgo por facturación falsa

La empresaria y contadora público certificada, Ligia Aguayo Rosado, hace un llamado al sector de micro empresas porque es el segmento de la economía formal en donde se corre el mayor riesgo de cometer ilícitos en el cumplimiento de las obligaciones fiscales, al tratar de evitar el pago de impuestos.  

  

La también representante del sector empresas del Colegio de Contadores Públicos de Yucatán y Consejera de Coparmex Mérida, destacó en entrevista exclusiva con La Verdad, que se debe tener cuidado con el cumplimiento de la Reforma Fiscal, ya que este año está enfocada a reforzar la legislación para evitar la evasión fiscal. 

“Uno de los temas más sobresalientes es el combate a las empresas fantasma y las sanciones para los empresarios que caigan en prácticas indebidas, ya que antes la sanción era económica, pero ahora se castiga con la privación de la libertad”. 

Explicó que la evasión de impuestos hoy es catalogada como delincuencia organizada. Es decir, cuando se compran  facturas por operaciones inexistentes para evadir impuestos. 

“Anteriormente se abría un expediente administrativo; hoy es penal, ya que la autoridad tiene más facultades para ejercer medidas drásticas”. 

¿En qué momento se puede caer en delincuencia organizada? 

Basta con que haya tres personas fiscales o morales involucradas para que sea considera delincuencia  organizada. Si la operación es inexistente se puede investigar al empresario. Hoy es importante conocer a nuestros proveedores ya que si alguno ha cometido una irregularidad, se puede correr el riesgo de verse involucrado en un problema, aunque sea de manera involuntaria”. 

¿En materia de impuestos siempre se ha tratado de pagar lo menos posible no es cierto? 

Sí, antes. Ahora no debemos asumir riesgos. Hoy tenemos que mirar hacia adentro de las organizaciones, de las empresas por mini, pequeñas o grandes que sean para tener una política fiscal sana. Si regresamos al deber ser de los impuestos, que es contribuir al gasto público, entonces los contribuyentes enfrentamos un periodo de recorte presupuestal y vemos que los gobiernos tienen que hacer más con menos, pero si cumplimos con nuestro deber, al final el empleado tiene un beneficio: fomentamos la productividad, la calidad de vida, generamos derrama económica y eso nos beneficia, por eso algunas organizaciones como Coparmex estuvo fomentando el aumento al salario mínimo”.  

¿En teoría está bien, pero qué sucede con la economía informal? 

Bueno, eso es un  tema de la federación que debe incorporar a los informales pero ahí invito al sector empresarial a revisar hacia adentro. Si vamos a tener un aumento en los costos de operación hay que revisar los sistemas organizacionales y volver al deber ser de las finanzas. Revisar la liquidez, los gastos de operaciones y optimizarlos, buscar la eficiencia  en las organizaciones para equilibrar la balanza. 

¿Cómo se puede ser más eficiente? 

Un ejercicio básico y eficaz consiste en detectar la fuga de dinero o gastos superfluos, como dejar la máquina encendida todo el día, esto nos genera una merma que por insignificante que sea, va a tener un impacto. Otro es el desperdicio de materiales, checar en dónde hay fugas internas, como una tubería descompuesta, luces encendidas todo el día, eso genera gastos que no vemos, pero existen. 

¿Entonces hablamos de cultura empresarial, por lo tanto de 10 empresarios cuántos tienen nociones de este tema? 

No todos tienen cultura fiscal o administrativa. Muchos se dedican a temas de operación, ventas y dejan en manos de terceros o asesores estas decisiones. Es importante hacer conciencia y saber que al final quien tiene la responsabilidad del negocio, la responsabilidad ante las autoridades fiscales o ante los empleados, es el empresario, por lo tanto, aunque no sea nuestra fortaleza debemos estar informados y para eso están las cámaras empresariales:  si eres restaurantero, del sector comercio, servicios, construcción siempre hay apoyo y nunca estás solo. 

¿La información está al alcance de la mano? 

Los tres niveles de gobierno tienen centros de emprendedores en donde se apoya al empresario y es cuestión de querer obtener información; hay redes sociales, cursos en línea, cursos gratuitos, de manera que sólo es cuestión de querer hacer bien las cosas, para no dejar nuestro futuro en manos del gobierno.

Mira todas las noticias de Yucatán dando click aquí

https://laverdadnoticias.com/seccion/yucatan/

¿Por qué le va muy bien a un empresario y a otro no? 

Porque está haciendo las cosas como se deben hacer. No está viendo de qué manera logran meter una factura hechiza… Si los empresarios tiene alguna situación con Hacienda, ahí está la Procuraduría Federal del Contribuyente (Prodecon), están dispuestos a brindar la asesoría de cómo hacer bien las cosas. El pretexto no existe, hay dónde apoyarse para poder cumplir cabalmente con la Reforma Fiscal. 

Síguenos en Instagram

¿Cada cambio trae nuevos retos? 

Así es, debemos compartir nuestras experiencias porque eso nos abre el camino. Hay dos maneras de aprender, de los fracasos y las experiencias de otros, pero hay que estar abiertos a escuchar sugerencias. Los cambios son oportunidades, hay que aprovechar la coyuntura. No podemos ignorar temas tan importantes como la Reforma Fiscal, porque la Miscelánea es solo un apartado”.

Temas

Comentarios