Secciones
Devastan manglares para construir en costas de Yucatán
Yucatán

Devastan manglares para construir en costas de Yucatán

Infraestructura inadecuada acaba con especies de flora y fauna en Yucatán, Campeche y Quintana Roo; están en peligro de extinción numerosas especies de plantas medicinales.

por LaVerdad

Devastan manglares para construir en costas de Yucatán

Devastan manglares para construir en costas de Yucatán

Cada año la zona de humedales pierde entre 1,500 y 2 mil hectáreas de manglares que comparados con las decenas de manglares que se recuperan; se prevé que en 30 años, estos ecosistemas quedarían literalmente borrados de las costas de Yucatán.

“Las denuncias ciudadanas indican que se trata de una destrucción sin precedente de dichos manglares en sus variedades rojo, blanco y gris que se encuentran enlistados como protegidos, pero la omisión en la vigilancia preventiva provoca su devastación por constructoras que quieren hacer calles, viviendas y pequeños desarrollos turísticos”, dijo Ignacio Machaín Sosa, secretario general del comité directivo estatal de la Unión Nacional de Trabajadores Agrícolas (UNTA).

Tan solo en los últimos meses inspectores de la Procuraduría Federal de Protección Ambiental (Profepa) han suspendido o clausurado un total de 1,345 hectáreas, por afectación a humedales, en los municipios de Progreso San Felipe y Río Lagartos, los cuales corresponden a Área Natural Protegida  Reserva de la Biosfera Ría Lagartos.

“El problema es que no hay vigilancia y si la hay,  existe colusión para el deterioro de los humedales, porque de nada sirve que la Profepa acuda cuando ya el mangle fue cortado” dijo el dirigente.

En días pasados la organización productiva UNTA presentó  un exhorto al delegado de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) en Yucatán, José Lanfontaine Hamul, para que realice a la brevedad posible y con el personal requerido a su cargo, una inspección detallada a una zona de manglares del área natural protegida de la reserva de Ría Lagartos, que comprende los municipios de Río Lagartos y San Felipe, por el posible ecocidio que ahí se está cometiendo.

Machaín Sosa  recordó que el artículo 28 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente; el artículo 60 de la Ley General de Vida Silvestre; así como la Norma Oficial Mexicana NOM-022-Semarnat 2003, establece las especificaciones para la preservación, conservación, aprovechamiento sustentable y restauración de los humedales costeros en la zona de manglar, deben estar puntualmente observados y regulados.

“La falta de vigilancia y sanciones de la Profepa a todas luces contravienen la normatividad ambiental vigente, por lo que además pidió que dicho expediente administrativo sea turnado a la Procuraduría General de la República (PGR), a efecto de que esa instancia realice la investigación pertinente y, en su caso, los presuntos responsables sean consignados en los términos del artículo 418 del Código Federal”, expresó.

MEGA ECOCIDIO

Casi cinco mil metros cuadrados de mangle del Área Natural Protegida de la Reserva de la Biosfera de Ría Lagartos en Yucatán se pueden actualmente ver en el suelo. Este es un sitio prioritario a nivel nacional para la conservación de los humedales, albergando una diversidad significativa de flora y fauna, la cual ha sido gravemente afectada.

Según estipula la ley, quienes resulten responsables podrían hacerse acreedores a una multa por más de un millón de pesos y hasta 9 años de prisión, por lo que será importante dar seguimiento al actuar de las autoridades municipales, estatales y federales.

Esto presuntamente no fue valorado por el gobierno municipal, el cual ha sido señalado como supuesto responsable, según declaraciones anónimas de pobladores, quienes por temor a represalias de la alcaldesa Juana Baltazar Santos y el síndico Felipe Antonio Marrufo López, prefieren de manera anónima levantar la voz para que este hecho no continúe ni se quede impune ante la impotencia de no contar con el apoyo y la intervención de ninguna autoridad.

Se dice que esta acción cuenta con el visto bueno de Marrufo López, quien es conocido en la zona con el apodo de “Catarino”, contraviniendo con ello las leyes y dependencias federales como Profepa, las cuales deben regular y supervisar este tipo de acciones. Quien ha indicado que como son dueños de esas tierras pueden realizar lo que quieran, “al fin y al cabo que el mangle se recupera”.

La comunidad ha expresado que es “preocupante e indignante que en los municipios del interior del estado se estén dando este tipo de atentados contra la naturaleza, como es el caso de Homún, ya que de estos daños provocan perjuicios mayores no solo para los pobladores, sino para todo los habitantes del estado, incluso del país y nuestro medio ambiente nunca podrá recuperarse de estas catástrofes”.

Indicaron que estarán pendientes de la intervención de las autoridades, “quienes tienen la encomienda de salvaguardar estos espacios protegidos; así como la suma y el apoyo de la ciudadanía junto con los medios de comunicación, quienes con la difusión del tema pueden ayudar a que este ecocidio se detenga”.

ALCALDE AMENAZA

Por su parte, el síndico del municipio de San Felipe, Felipe Marrufo López, ha amenazado que de ir algún representante de Profepa u otra autoridad que intente tomar testigo del mega-ecocidio, por la tala de más de cinco mil metros de mangle de la Reserva de Ría Lagartos, hará uso de la fuerza pública municipal para expulsarlos.

Los habitantes de la zona señalan que el desastre ecológico en San Felipe continúa, ya que de la parte destruida que hicieran público, hubo nula intervención o sanción por parte de autoridades como Seduma, Profepa o Semarnat, dando permisividad a continuar con la exterminación del mangle, ahora con el del fraccionamiento “Vicente Fox Quezada” a la altura de la calle 6 x 13 de ese municipio, las cuales para que no se vea la destrucción del humedal están siendo rellenadas con sascab.

Temas

Comentarios