Secciones
Joven reporta abuso de la policía al salir de un bar en Mérida
Yucatán

Cuenta su historia de como fue víctima de abuso de autoridad en el centro de Mérida

La víctima mencionó que los oficiales le golpearon el cuello, lo amenazaron con electrocutare los testículos y le quitaron los anteojos.

por LaVerdad

Joven reporta abuso de la policía al salir de un bar en Mérida

Joven reporta abuso de la policía al salir de un bar en Mérida

Exhausto, estresado e, incluso, un poco paranoico, es como se encuentra un joven, de aproximadamente 20 años, ya que el pasado fin de semana fue víctima de abuso de autoridad por parte de elementos de la Policía Municipal, al igual que dos chicas, a quienes conoció luego de un pequeño disturbio dentro de un bar en el centro de Mérida.

El joven en entrevista con La Verdad, compartió su vivencia, la cual también difundió en las redes sociales y que tituló: “Por querer evitar una VIOLACIÓN por parte de los POLICÍAS, me llevaron preso”.

Te puede interesar: Desnuda y golpeada corre para evitar ser violada

Explicó que el sábado pasado se encontraba en un sitio de convivencia en el centro de Mérida. De repente, dos mujeres comenzaron a pelear y al ver que sus acompañantes, así como empleados del lugar no hacían nada más que fomentar la violencia, decidió involucrarse para calmar los ánimos.

Al enterarse que por ambas partes habían llamado a las autoridades, prefirió irse del lugar. “Sin embargo, por experiencia propia, con los maltratos policiales, decidí regresar al sitio del incidente y ser testigo de cualquier acto de abuso por parte de las autoridades, pero para mi sorpresa ya no se encontraba ninguna unidad visible en el área, ni gente cerca (regresar al lugar me tomó de 10 a 20 minutos aproximadamente)”, indicó.

Ante ello, narró que decidió sentarse en el parque de Santa Lucía en Mérida junto a un compañero que acababa de conocer y estaba a punto de pedir un Uber para que regresar a su casa, cuando un individuo le comenzó a gritar que lo iba acuchillar. Al parecer, cuenta, fue el perrero que estaba en la esquina.

En ese momento dijo que por miedo decidió correr, pero una unidad lo paró. Los oficiales, después de preguntar qué pasó, lo llevaron con el agresor y éste desmintió todo y agregó que fue amenazado de muerte, así como a su esposa. “Los policías, sin ningún tipo de diálogo asertivo y con violencia, comenzaron a amenazarme con electrocutarme en los testículos con un táser, me golpearon en el cuello y me quitaron mis lentes”.

Comentó que después fue llevado a los separos y ahí no le hicieron exámenes de alcohol o droga, pero sí le dijeron a sus familiares que estaba intoxicado y que se quedaría, al menos 28 horas.

En su texto cuenta que, al salir y mirar las redes, supo que una de las chicas que estaba en el alboroto y su amiga, fueron abusadas sexualmente y que las forzaron a tocar sus miembros viriles.

Debido a su desventura, puso la demanda correspondiente ante la Fiscalía General del Estado (FGE), con número de acta: UNATD-GI/001371/2019. Y está en espera de una respuesta, debido a que no quiere dejar pasar esta situación que podría sucederle a otra persona. “Yo presenté mi denuncia directamente en la Fiscalía, porque cuando me liberaron iba a hacerla, pero el comportamiento de los oficiales me pareció muy extraño y por miedo mejor decidí irme. En cuanto a las chicas, ellas sí lograron hablar con asuntos internos, les dijeron iban a contactar con ellas pero hasta ahora nada”, dijo.

Asimismo, la víctima señaló que los oficiales, ese día, le revisaron sus mensajes e información de su celular y lo descubrió porque “varios amigos y familiares me contaron que Facebook marcó como ‘visto’ varios mensajes que me enviaron mientras me tenían encerrado ahora entiendo por qué escuche decir a uno ‘apunta todo’”.

_Castañeda

Temas

Comentarios

TE PUEDE INTERESAR