Secciones
Yucatán

Ayuntamiento de Progreso en buro de crédito

por La Verdad

Ningún recurso económico que ingresa al puerto, incluso en dólares, se ve reflejado en la municipalidad, la cual  alberga 60 mil habitantes

Rebeca González/Diario La Verdad PROGRESO, Yucatán.- Debido a las viejas deudas que dejaron sus antecesores el alcalde de Progreso, José Isabel Cortez Góngora, declaró que la alcaldía está en el “ buró de crédito”; las deudas corresponden a las administraciones que encabezaron Enrique Magadán, María Esther Alonso y Daniel Sacarías y que contrajeron ante instituciones bancarias como Banco Interacciones y  Banobras. En suma son 3 millones de pesos en cartera vencida. Por esta razón el municipio de Progreso se encuentra en “Buró de crédito” y no es susceptible de contar con financiamiento para obras de prioridad en la turística ciudad, el alcalde recordó que también existe una deuda  a favor del Ayuntamiento, en la cual la tesorería estatal tiene comprometido por convenio  regresar el  50% de recaudación por infracciones de transporte. Citó como ejemplo, los cobros por impuestos en dólares a turistas de los cruceros, así como la recaudación por todas las actividades que se desarrollan en las diversas actividades portuarias, las cuales se van directamente a  la Hacienda federal, pero los daños y los perjuicios si se quedan aquí y los tenemos que padecer y atender quienes vivimos en el puerto. Ya que además del pago  obligado en el consumo de luz eléctrica por servicios turísticos, hay que absorber los gastos de mantenimiento,  limpieza y vigilancia, mientras que la Administración Portuaria Integral (API) Progreso, se deslinda de estos gastos, dijo. La más grave de las afectaciones que ocasionan las actividades portuarias y que son  atendidas por el ayuntamiento, es el deterioro de las calles de la ciudad, por la que transitan sin restricciones vehículos de hasta 50 toneladas de peso, cuando la ley es muy clara y especifica en el sentido que no pueden circular camiones que excedan 10 toneladas de peso, lo que perjudica a las calles y peor aún, no se puede hacer nada porque son acuerdos de administraciones anteriores. El edil progreseño hizo una comparación entre el puerto del municipio yucateco y el Puerto de Cortes en Honduras, muy similar en infraestructura y servicios pero diferentes en la asignación de los recursos captados, pues mientras el municipio y la alcaldía no reciben un solo peso por el impacto, mientras que el de Honduras obtiene un  4 por ciento de los recursos que genera la actividad portuaria y van directamente al Ayuntamiento. Otra comparación realizada fue con el vecino municipio de Chemax, al cual le llegan de participaciones federales un monto anual de 73 millones de pesos, mientras que Progreso solo recibe de este mismo renglón 21 millones de pesos anuales. Cortes Góngora lamentó que el municipio de Progreso solo tenga el nombre porque con la cantidad de recursos que recibe es imposible atender todas las demandas sociales. Recordó que al entrar al ayuntamiento  “era un puerto totalmente de cabeza”, ni el Palacio Municipal estaba a nombre del municipio, al igual que otras 20 propiedades, como el rastro, la Casa de la Cultura, parques y campos de béisbol. “No entiendo por qué no se regularizaron durante 84 años que estuvieron los del PRI en la administración, pero al día de hoy, ya se tienen regularizadas el 95 por ciento de las propiedades”, aun sin el margen de recursos que manejan otras alcaldías.
Agregó que está pendiente de atender el mantenimiento a espacios públicos, reparar calles y varios tramos del sistema de abasto de agua potable “porque tenemos una red muy antigua de más de 45 años, una tubería que todavía es de asbesto, prohibido por ser contaminante.

Comentarios

Te puede interesar