Secciones
Yucatán

Aferrados a seguir viviendo del poder en Yucatán

por La Verdad

Con toda una vida en cargos públicos, 4 priístas amenazan con aferrarse al erario

Miguel Velázquez/Diario La Verdad MÉRIDA, Yucatán.- Conforme se acerca el 2018, varios políticos de la ‘vieja guardia’ del Partido Revolucionario Institucional (PRI), buscarán seguir viviendo del erario, a pesar de que por años han pasado por diversos cargos, tanto en la administración pública como de representación popular. Uno de esos casos es el del izamaleño William Sosa Altamira, quien a pesar de haber sido dos veces alcalde de Izamal, diputado local y federal, así como haber ocupado diversos cargos públicos, entre ellos actualmente delegado de la Sedatu en la entidad, ha manifestado su intención de buscar ser candidato a legislador federal por el I Distrito, con cabecera en el municipio de Valladolid. Esa situación ha despertado suspicacias, inconformidades y descontentos en los municipios que conforman ese distrito, principalmente en Valladolid, donde consideran que en la región existen hombres y mujeres identificados con las localidades del oriente del estado que mantienen más contacto con la gente y conocen las verdaderas necesidades y carencias que tienen o pasan.  

MÁS DESTAPES

Otro que se subió a la moda de los destapes, es el septuagenario líder de la CROC en el estado, Pedro Oxté Conrado, quien admitió que quiere ser diputado federal, aunque lo más probable es que lo busque de manera plurinominal, vía por la que ha sido tres veces diputado local y regidor en el Ayuntamiento de Mérida. El anuncio hecho por este líder sindical, con más de 30 años al frente del sindicato de gaseros y de la CROC, dejan en evidencia que los viejos priístas se consideran con derecho y la fuerza para seguir ocupando espacios, ya que mientras algunos pretenden resurgir otros quieren aferrarse al poder frente a las nuevas generaciones. Oxté Conrado ha sido el que más beneficios, políticos y económicos, ha obtenido por ser el secretario general de la CROC, pues cada elección se propone o candidatea a alguien de su círculo cercano para alguna candidatura, y en caso de no lograrse negocia otras situaciones.  

POR NUEVO CARGO

Otra de la ‘vieja guardia’ es la actual diputada federal Lucely Alpizar Carrillo, quien ha sido dos veces legisladora local plurinominal, además de haber ocupado diversos cargos partidistas, entre ellos el que desempeña actualmente como presidenta del Organismo Nacional de Mujeres Priístas en la entidad. Ahora, se perfila para ser una de las que llegaría a ser candidata al Senado, gracias a la ley de paridad de género, que exige a los partidos políticos designar el 50por ciento de las candidaturas de elección que estarán en juego en el 2018. A ellos se suma el vallisoletano Liborio Vidal Aguilar, quien desempeña su segundo período como legislador federal, además de ser ex alcalde de Valladolid, ex diputado local, ex subsecretario de gobierno en la administración de Víctor Cervera; ex secretario de Desarrollo Social, en el quinquenio de Ivonne Ortega y en el inicio del gobierno de Rolando Zapata. El caso de Liborio Vidal sería el más complicado, pues aspira a ser abanderado al Gobierno del Estado, lo cual se ve difícil que alcance, por lo que es casi seguro que le ofrecerían alguna posición para él o alguien de su grupo, o en el más drástico de los casos, abandonaría al PRI, lo cual hizo en el 2001, y apoyaría a otro partido político. Ha sido demandado ante autoridades electorales recientemente, debido a supuestos actos anticipados de campaña bajo el mote de #AmigoLibo.

Comentarios

Te puede interesar