Quintana Roo

Saquean vestigios arqueológicos en sur de Quintana Roo

Saquean vestigios arqueológicos en sur de Quintana Roo.

Saquean vestigios arqueológicos en sur de Quintana Roo.

Se llevan hasta piedras labradas en cuatro zonas de ruinas en Laguna Om; trabajos de investigación fueron abandonados por INAH

Por Efrén Martín

18/09/2021 07:18

Autoridades ejidales denunciaron que la zona arqueológica ubicada en el Ejido Laguna Om, que comprende cuatro vestigios, es destruida por saqueadores, quienes se roban hasta las piedras labradas que conforman las estructuras.

El presidente del Comisariado Ejidal de Laguna Om Gualberto Caamal Kú, señaló que por causas desconocidas, en la zona no existe vigilancia del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) ni de ninguna autoridad de los tres niveles de gobierno.

Resaltó que son cuatro los vestigios arqueológicos afectados en la región, aunque de ellos el más destruido es el que denominan como “Las Culebras”.

Vieron reptiles

El nombre obedece a que habitantes de Nicolás Bravo vieron entrar enormes reptiles a la estructura. La zona arqueológica está relacionada con Kohunlich, Dzibanché, Kinichna y Chakanbakan, por ser de la misma época en el apogeo de la cultura maya.

Actualmente se encuentra en el abandono y con riesgo de desaparecer.

Antiguamente únicamente escarbaban las ruinas y se llevaban sus reliquias, pero ahora también se roban las piedras labradas que conforman las ruinas.

Detalló que Las Culebras se encuentra cerca de la mancha urbana en la alcaldía de Nicolás Bravo, al cual se llega por un camino saca-cosechas que inicia en el cementerio y luego se recorren dos kilómetros entre la maleza.

Saquean vestigios arqueológicos en sur de Quintana Roo.

Este vestigio arqueológico tiene aproximadamente 20 metros de altura y en lo más alto tiene cuatro pasadizos orientados a los puntos cardinales.

Las piedras labradas poco a poco han ido desapareciendo, al paso que va, pronto será sólo un montículo de tierra.

El Comisariado Ejidal recordó que el vestigio arqueológico recibió atención del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), pero se desconoce el motivo por el cual fue abandonado.