Secciones
Suelta la sopa operador del ferry que explotó en Playa del Carmen.
Quintana Roo

Operador del ferry que explotó en Playa del Carmen habla con La Verdad

Con quemaduras en el 50% de su cuerpo, el operador del ferry que explotó en Playa del Carmen José Juan Martínez Zamudio, exigió dar con los responsables del atentado así como indemnizarlo por los daños que sufrió tras el estallido.

por LaVerdad

Suelta la sopa operador del ferry que explotó en Playa del Carmen.

Suelta la sopa operador del ferry que explotó en Playa del Carmen.

Con quemaduras de segundo grado en casi el 50% de su cuerpo que requirieron hospitalización por  mes y medio, José Juan Martínez Zamudio, operador del ferry que estalló en Playa del Carmen, Quintana Roo, reapareció y en entrevista exclusiva, demandó la detención de los responsables así como una indemnización por los daños que sufrió tras el estallido.

“Exijo que den con los culpables nada más,  y una indemnización” demandó durante la entrevista ofrecida a este medio de comunicación. Narró que aquel miércoles 21 de febrero pasado, él se encontraba en el lugar, ya que era el día de su salida, -una vez que trabaja 24 por 48 horas. De repente sintió la explosión, sin saber en el momento qué estaba ocurriendo porque reinaba la confusión.

Juan Martínez Zamudio sufrió quemaduras de 2do grado 

Aquel día se confirmó un saldo de 24 personas lesionadas, incluyendo al contramaestre, luego de la explosión registrada en uno de los ferrys de la empresa Barcos Caribe, propiedad de la familia del ex gobernador Roberto Borge Angulo, preso en el Psiquiátrico de Morelos.

“Tengo quemaduras de segundo grado en brazos, mano izquierda, quemadura en el rostro, cuello e incrustación de cristales en el párpado del ojo derecho y oreja. Esos fueron los daños causados por la explosión”, narró visiblemente afectado.

Quemaduras de segundo grado en brazos, mano izquierda, quemadura en el rostro.

Declaraciones del operador del ferry que explotó en Playa del Carmen

Sobre la versión de un autoatentado, José Juan Martínez Zamudio, dijo desconocer las causas; pero no descarta ninguna posibilidad. Así mismo confirmó la presencia de Roberto Borge Martín, padre del exgobernador, el día de los hechos, y de quien aseguró acostumbraba viajar diario en diversos horarios, siempre escoltado con una o dos personas y que el día de los hechos no se percató de nada extraño.

José Juan Martínez Zamudio, dijo desconocer las causas; pero no descarta ninguna posibilidad.

También descartó que el atentado pudiera tratarse de una extorsión, pues en ningún momento se enteró de que existiera alguna amenaza. Durante la entrevista, mostró preocupación ya que señaló que el hospital privado donde fue atendido durante la emergencia, podría exigir que se cubra el pago por la atención.

La víctima presentó quemaduras en casi el 50% del cuerpo.

“Hasta donde sé hay un adeudo de alrededor de un millón de pesos, por la atención que recibimos todos los lesionados, es algo que ya está viendo mi abogado”. Añadió que requiere de una indemnización por lo ocurrido; pues de acuerdo con el diagnóstico, los daños pueden ser permanentes en algunas partes del cuerpo, lo que podría dejarlo con la incapacidad de volver a trabajar.

El operador dice que nadie se ha hecho cargo de su hospitalización.

“El día de los hechos la PGR me hizo rendir mi declaración, sin mi abogado; aún en el hospital me solicitaron mi teléfono, pero no se los voy a dar, es personal, tengo cosas de mi familia”, concluyó.

Temas

Comentarios

Te puede interesar