Quintana Roo

Odebrecht también financió campaña de Borge para gobernador: Santiago Nieto

Odebrecht también financió campaña de Borge para gobernador: Santiago Nieto

*Confirma Santiago Nieto, que Odebrech destinó recursos para la campaña de Roberto Borge, exgobernador de Quintana Roo.

Por Ariel Velazquez

31/07/2020 02:52

La senadora por segunda ocasión y ex gobernadora de Tlaxcala, Beatriz Paredes Rangel, tiene mucho que hablar, ya que durante el lapso en que fue presidenta nacional del PRI (2008 hasta diciembre de 2011), Odebrecht, financió las campañas políticas en varios estados, entre ellos la del entonces candidato a gobernador de Quintana Roo, Roberto Borge Angulo.

Así lo reveló el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF), Santiago Nieto al presentar su libro “Sin Filias ni Fobias”.

Cabe precisar que el ex gobernador Roberto Borge, actualmente encarcelado acusado de millonarios desvíos de recursos públicos entre otros ilícitos, tomó protesta como candidato del PRI el 24 de marzo de 2010 y paralelamente obtuvo licencia como diputado federal, para ”ganar” en julio los comicios de ese año y asumir el cargo  para gobernador a partir del 5 de abril de 2011 hasta  finales de 2016.

Odebrecht también financió campaña de Borge para gobernador: Santiago Nieto

De esta forma el actual titular de CAPA (Comisión de Agua Potable y Alcantarillado), Gerardo Mora Vallejo, quien compitió por los partidos PRD, PT y Convergencia se quedó en el camino, lo mismo que el del PAN, Alicia Ricalde Magaña, quien ahora está a cargo de la APIQROO (Administración Portuario Integral), además de que también podría tener responsabilidades legales su ex padrino político y también ex gobernador y ex senador Félix González Canto.

Corrupción de Odebrech

De esta forma se va desentrañando el sistema corrupto que gobernó las últimas décadas tanto en el país como en las entidades, como cotidianamente lo puntualiza el presidente Andrés Manuel López Obrador, tras revelarse que los millones de dólares depositados por Odebrecht al extitular de Pemex, Emilio Lozoya Austin, entre 2010 y 2016 circularon por Chihuahua, Veracruz, Quintana Roo y Estado de México para las elecciones estatales y locales.

Santiago Nieto en su libro, quien fue destituido de la Fepade en 2017 por investigar todas estas corruptelas, reconoció que los delitos electorales por las elecciones presidenciales de 2012 ya prescribieron, no así los probables a partir de 2015 y 2016, advirtió el ahora titular de la Unidad de Inteligencia Financiera.

Y es que recalcó, desde las elecciones locales de 2010, las vísperas de la campaña electoral de Enrique Peña Nieto en 2012 y la jornada electoral de 2018, se desplegó el esfuerzo de un grupo político por “trasladar las metodologías políticas” del Estado de México a todo el país.

“Fallaron. Pero en el esfuerzo, lastimaron a personas e instituciones, relató hace dos años el ahora titular de la Unidad de Inteligencia Financiera, Santiago Nieto Castillo, en la introducción de su libro editado por Grijalbo.

Despido injusto

El autor y ahora funcionario narró que en febrero de 2017, la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delitos Electorales (SEIDF) comenzó una investigación por cohecho, ya que el director de la constructora brasileña Odebrecht, Marcelo Odebrecht, declaró durante un juicio que le dio 10 millones de dólares al extitular de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, a cambio de cuatro contratos, información expuesta esta semana por la Fiscalía General de la República (FGR) durante la audiencia del miércoles.

Odebrecht también financió campaña de Borge para gobernador: Santiago Nieto

Asimismo, cabe resaltar que después la Subprocuraduría inició la investigación. Algunos medios y ONGs, informaron que durante juicios en Estados Unidos y Brasil se declaró que en el caso de México esos recursos ilícitos se usaron para campañas electorales.

 Esos millones ilícitos, documentó Nieto en el libro, fluyeron entre 2010 y 2016 por Chihuahua, Veracruz, Quintana Roo y Estado de México. Recalcó, que como titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (Fepade) de febrero 2015 a octubre de 2017, decidió tomar el caso Odebrecht.

Se solicitó a la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) la información financiera de Lozoya y sus empresas.

Además requirió al Servicio de Administración Tributaria (SAT), a la Secretaría del Trabajo (STyPS) y al Instituto Nacional Electoral (INE). A Pemex se le solicitó vía transparencia el número de contratos que tenía con Odebrecht: “la investigación de la SEIDF hablaba de cuatro, pero nosotros localizamos 42. ¿Dónde estaba el registro de los otros 38 contratos?”, cuestionó Nieto en sus memorias.

De la misma forma dijo que buscó entrevistar a la cabeza del conglomerado, Marcelo Odebrecht, y tener acceso a la información del caso de la Fiscalía de Brasil para probar que se habían transferido millones de dólares con destino a algún proceso electoral mexicano.

“Las transferencias detectadas correspondían a 2010 y 2011 en cuanto a elecciones locales y a 2012 cuando se llevó a cabo la elección federal que puso en Los Pinos al priista Enrique Peña Nieto”, escribió Nieto.

Ex gobernadores corruptos

En 2010-apuntó- los Gobernadores priistas que ganaron las elecciones fueron Javier Duarte Ochoa en Veracruz, quien se reunió en 2011 con Marcelo Odebrecht en relación al proyecto Etileno XXI, César Duarte Jáquez en Chihuahua y Roberto Borge Angulo en Quintana Roo.

Ahora dos ya fueron extraditados y se espera el tercero de Chihuahua por desvío de recursos públicos, entre otros delitos graves.

Asimismo, en 2011, el priista Eruviel Ávila Villegas se convirtió en el Gobernador del Estado de México.

No obstante, esos presuntos delitos electorales en aquellos comicios de hace casi una década ya prescribieron. Aunque, por el delito de cohecho, mejor conocido como soborno, es posible imputarle responsabilidad a Peña Nieto, recalcó el actual titular de la UIF.

Además, los probables delitos electorales en las elecciones de 2014-2015 y 2016 no han prescrito. En caso de acreditarse las transferencias monetarias a esas campañas, el probable delito prescribiría en 2026, advirtió Nieto.

 En las elecciones de 2015 el PRI arrasó en la Cámara de Diputados, y los priistas que llegaron a Gobiernos fueron Alejandro Moreno Cárdenas en Campeche (actual presidente del PRI), Claudia Pavlovich Arellano en Sonora, José Ignacio Peralta Sánchez en Colima, Héctor Astudillo Flores en Guerrero, y Juan Manuel Carreras en San Luis Potosí. Y en las elecciones locales de 2016, salió victorioso Omar Fayad Meneses en Hidalgo, Alejandro Murat Hinojosa en Oaxaca, Quirino Ordaz Coppel en Sinaloa, Marco Mena Rodríguez en Tlaxcala y Alejandro Tello en Zacatecas.

En medio de la investigación, expuso Nieto, el sistema político reaccionó “como animal acorralado” cuando vio en peligro sus intereses.

Como consecuencia de las declaraciones que hizo al diario Reforma sobre “presiones” de Lozoya para deslindarlo del caso Odebrecht y que le ofreciera disculpas públicas, el encargado de despacho de la Procuraduría General de la República (hoy FGR), Alberto Elías Beltrán, encabezó su destitución a finales de octubre de 2017 de manera arbitraria, ya que debió realizarla un Procurador con 10 años de antigüedad.

TE PUEDE INTERESAR: Lozoya afirma que Odebrecht pagó campaña de Peña Nieto y sobornos a Ricardo Anaya

“En lugar de recriminarme por hacer el trabajo para el cual me designaron, pudieron haber controlado a sus gobernadores y combatir la corrupción en materia electoral. Pero para Peña Nieto proteger a sus amigos era más importante que cumplir la ley. Yo le llamo ‘dinámica del clan’, tan ajena a la visión de Estado”, recriminó Nieto en su libro.

Temas