Quintana Roo

No reprobarán a estudiantes de Quintana Roo durante el presente ciclo escolar

No habrá reprobados en el actual ciclo escolar, incluidos más de nueve mil estudiantes que no han tomado clases virtuales.

Confirma líder magisterial que TODOS los alumnos acreditarán curso escolar; continúan sin ubicar a nueve mil estudiantes que carecen de Internet

Por Efrén Martín

03/03/2021 12:20

Por disposición de la Secretaría de Educación Pública (SEP), no habrá alumnos reprobados en el presente ciclo escolar, incluidos los nueve mil estudiantes que aún “no aparecen” en Quintana Roo por carecer de acceso a Internet.

El secretario general de la Sección 25 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Fermín Pérez Hernández, confirmó que la SEP determinó que, por la pandemia de la COVID-19, los alumnos no serán reprobados.

Esta disposición incluye no sólo a los estudiantes que toman clases de forma virtual, sino hasta aquellos que han enfrentado complicaciones para conectarse a Internet o, como en el caso de las zonas rurales, donde carecen hasta de señal de televisión.

Miles de estudiantes “desaparecidos”

En consecuencia, esta medida también aplicará para los aproximadamente nueve mil estudiantes de Quintana Roo que hasta el momento no han podido ser ubicados por la Secretaría de Educación, precisamente por carecer de herramientas tecnológicas.

El Secretario General de la Sección 25 del SNTE reconoció que, a pesar de los esfuerzos realizados, no existe contacto con esos alumnos.

En la zona rural carecen de herramientas tecnológicas para tomar clases virtuales.

No hay manera de cómo ubicarlos, están en comunidades rurales donde no hay acceso a internet y no pueden comunicarse.

Anticipó que será complicado recuperar, educativamente, a esos nueve mil alumnos, precisamente porque no existe contacto con ellos, es decir, han permanecido ausentes del curso escolar; sin embargo, no podrán ser reprobados por disposición de la SEP.

Fermín Pérez dejó en claro que la educación a distancia complica no sólo tener contacto con los alumnos y sus padres, sino la impartición misma de las clases, por lo cual la recuperación de los estudiantes será hasta el regreso a la actividad presencial.