Política

Samuel García derrocha 13 mdp por ser influencer en las redes sociales

Samuel García derrocha 13 mdp por semana en redes sociales

Samuel García derrocha 13 mdp por semana en redes sociales

Han revelado recientemente que el famoso candidato regiomontano Samuel García derrocha hasta 13 mdp en redes sociales

Por Alberto Herrera

28/05/2021 12:18

El candidato Samuel García gasta en la empresa de Mark Zuckerberg  13 millones de pesos semanales, plataforma que se ha convertido en la columna vertebral de su campaña, que promete combatir la vieja política y meter a Rodrigo Medina al bote.

Hay que destacar que el polémico regiomontano tiene casi 3 millones de seguidores sus cuentas de Facebook, Twitter, Instagram, YouTube y TikTok que si fueran mayores de edad y votaran por él, con un post garantizaría el triunfo en Monterrey, Apodaca, Guadalupe y San Nicolás de los Garza.

Pero si también votaran los otros 2.5 millones de followers que tiene su esposa Mariana Rodríguez, o chabacanos, como ella misma les llama, arrasaría de tajo con la lista nominal de Nuevo León y le sobraría para repartir en otros estados el voto naranja.

La trayectoria de Samuel García

El influencer de la política

La carrera del joven de 33 años comenzó desde mucho antes, a los 27 años, cuando abrió su página de Facebook con 300 seguidores, y cuando buscaba apenas ser diputado, asesorado por Jorge Lozano H., famoso conferencista, conductor e influencer.

Fue el quién le ayudó para hacer de las redes su trampolín, según relata García durante una conversación en el podcast de Roberto Martínez, en donde el entonces senador –o El Senathor como le llama su crítico e imitador Lord Marco Polo (119 mil suscriptores)– se muestra transparente.

Hay que recordar que fue ahí donde también exhibe su debilidad, al soltar una de sus polémicas frases como el “haberse topado con gente valiosa con suelditos de 40 o 50 mil pesos, que son felices, verborrea que, paradójicamente, le catapultó al reflector nacional.

Figura pública y no político

El neoleonés le rehúye al término “político”, y prefiere llamarse “figura pública”, pues, aunque saltó a la fama por el reflector legislativo, es la firma familiar de donde sale “el jale”, y asegura siempre haber donado parte de su sueldo.

El algoritmo de la campaña de Samuel García se cierra con el innegable impulso que le ha dado su esposa, Mariana Rodríguez Cantú, quien literalmente hizo brillar al candidato por su carisma y sus tenis color fosfo fosfo.

La influencer se vio obligada a meterse de lleno a la contienda, luego de ser denunciada por el PRI, PAN y PVEM por mencionar productos durante los recorridos de campaña, lo que le dio pretexto para generar una historia de odio en Instagram para decirle a los adversarios: “Yo no soy la candidata”.

Cabe destacar que actualmente Samuel García, su esposa y sus 5.5 millones de seguidores son los favoritos a vencer en una elección competida, y, más allá de likes y hates, esta pareja de influencers ya logró sacar de las redes a la calle a un verdadero ejército de adolescentes.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.