Mundo

Secuestro de estudiantes en Nigeria: Boko Haram y la guerra contra la educación

Secuestro de estudiantes en Nigeria: Boko Haram y la guerra contra la educación

El secuestro de estudiantes lleva años siendo una de las realidades más desastrosas en Nigeria, donde bandidos y grupos extremistas islámicos como Boko Haram combaten la educación occidental.

Por Raúl Luna

27/02/2021 09:39

Este sábado, un grupo no identificado de hombres armados liberaron a 27 estudiantes que habían sido secuestrados en su escuela la semana pasada en el estado de Níger, al norte de Nigeria.

La liberación ocurre un día después de una redada en el estado de Zamfara, en la que hombres armados secuestraron a 317 niñas de quienes aún no se tiene noticias.

Los secuestros en escuelas se han vuelto una tendencia criminal en el país africano, con noticias frecuentes sobre este tipo de incidentes y la lucha del gobierno contra los extremistas islámicos.

La semana pasada, un grupo de bandidos supuestamente había recibido una fuerte suma de dinero para secuestrar a 27 estudiantes de una escuela en el estado de Níger, estos no han sido devueltos a su hogar. 

Los alumnos fueron abducidos junto con tres miembros del personal de la escuela y 12 miembros de sus familias, cuando el grupo armado ingresó en la escuela secundaria de Ciencias del Gobierno en el distrito de Kagara, provocando la muerte de un niño.

Tras su liberación, un testigo de la agencia de noticias Reuters vio a los menores caminando con seguridad armada a través de un pueblo polvoriento, algunos de ellos con problemas para mantenerse de pie y pidiendo agua.

Los secuestros

En La Verdad Noticias hemos compartido con los lectores las historias de niños, niñas y adolescentes nigerianos que pierden la tranquilidad en sus vidas debido a los grupos extremistas islámicos como Boko Haram, quienes realizan ataques cerca de escuelas y han abducido a miles de menores.

Sin embargo, cabe aclarar que no todos los secuestros son atribuidos a este tipo de organizaciones comúnmente armadas. En ocasiones, el gobierno señala a los agresores como simples “bandidos”, que actualmente proliferan en algunas zonas del norte de Nigeria a bordo de motocicletas, generando miedo en la población que en ocasiones busca defenderse con las armas.

Según Human Rights Watch, estos grupos criminales ya son todo un reto de seguridad para las regiones del norte-centro de Nigeria, con padres de familia y público en general participando en manifestaciones contra la ineficacia del gobierno para detener la ola de secuestros.

Captura de un video publicado por Boko Haram días después del secuestro de los niños.

Como reporta NPR, muchas voces en Nigeria señalan al presidente Muhammadu Buhari por presuntamente permitir que estos grupos amasen más fuerza y cometan actos de violencia sin miedo a las consecuencias, sin que hasta el momento parezca surgir alguna solución para el dominio del terror.

Buhari dijo, con respecto al secuestro de más de 300 niñas de una escuela el viernes pasado,  que aunque las autoridades podrían desplegar "fuerza masiva contra los bandidos", existía el temor de que las alumnas pudieran ser utilizadas como escudos humanos.

¿Por qué secuestran estudiantes en Nigeria?

Aunque Nigeria no es el único país donde ocurren secuestros de estudiantes, los grupos armados como Boko Haram, con afiliación a Al Qaeda o el Estado Islámico (ISIS), se han ensañado con el tipo de educación laica y occidentalizada que reciben los menores en las escuelas del gobierno.

Al ser militantes de grupos radicalizados, que en esta parte del mundo son considerados extremistas y terroristas, los miembros de Boko Haram defienden el ideal de la educación islámica fundamentalista, es decir, creen y defienden la idea de que los valor y la cultura que llegan a su país desde países occidentales no son una forma digna de vivir.

Los militantes de Boko Haram obtienen recursos y armas de los grupos terroristas más grandes.

De hecho, los yihadistas de Boko Haram (que según BBC significa “la educación occidental está prohibida”) piensan que la ciencia y los avances en materias como igualdad de género, derechos humanos y en general el progresismo del mundo occidental son inadecuados, y optan por una educación que conserve los principios del Islam, dependiendo de su interpretación del libro sagrado para los musulmanes: el Corán.

La razón principal por la que buscan educar basándose 100 % en las escrituras del Corán es que tienen el ideal de un Estado Islámico que integre a las naciones mayoritariamente musulmanas que ocupan partes de Asia y África, un solo país islamista unido y viviendo bajo los principios y enseñanzas ancestrales.

Las atrocidades de Boko Haram contra estudiantes

Como cualquier otro grupo de fundamentalistas religiosos, los militantes de Boko Haram buscarán a costa de lo que sea forzar el mensaje pro-Islam en las y los más jóvenes.

Recibieron atención especial del mundo en 2014, luego del escandaloso secuestro de más de 300 niñas en una escuela en la ciudad de Chibok, en el estado de Borno. De este total, se sabe que unas 200 han logrado escapar de sus captores o fueron liberadas, pero aún quedan decenas de las que no se sabe nada.

Algunas de las niñas secuestradas en 2014 han logrado escapar aprovechando descuidos de sus secuestradores.

Más recientemente, en diciembre de 2020, Boko Haram se adjudicó el secuestro de cerca de 350 estudiantes varones en el estado de Katsina, que casualmente es el estado natal del presidente Buhari, donde abundan los casos de violencia de bandidos motorizados .

El Dayli Nigerian informó días después del incidente que había recibido un mensaje de audio del líder de Boko Haram, Abudakar Shekau, en el que se adjudicaba el secuestro de los menores, repitiendo que esto era en respuesta a la educación en el África Occidental.

Amnistía Internacional afirma que más de 1.100 personas han muerto durante los últimos seis meses de 2020. Los secuestros y ataque terroristas continúan aunque Nigeria lanzó la Declaración de las Escuelas Seguras en 2015.

¿Cómo detenerlos?

A grandes rasgos hemos mencionado el objetivo principal por el que Boko Haram secuestra niños y niñas, pero la problemática abarca incluso más problemas que la mera desaparición de menores de edad.

Los bandidos operan en la región noroeste desde hace algún tiempo, y los secuestros han aumentado en los últimos años. Según Human Rights Watch, entre enero de  2013 y marzo de 2019, las Fuerzas Armadas de Nigeria habían detenido a más de 3.600 niños por estar presuntamente relacionados con los grupos armados.

Nnamdi Obasi, del International Crisis Group, dijo a AP que un cambio de las actividades de Boko Haram hacia el noroeste tendría serias implicaciones de seguridad porque podría asociarse con otros grupos criminales armados conocidos por llevar a cabo ataques y cobrar pagos de hogares y mercados.

Sin embargo, también hay grupos armados locales que no tienen ideología religiosa y Obasi dijo que el movimiento de Boko Haram hacia el noroeste crearía “un riesgo de convergencia entre grupos criminales y grupos yihadistas. Las trayectorias son muy inquietantes ".

"Hasta ahora, bandidos y secuestradores han aterrorizado a nuestro estado, pero se ha hecho poco para abordar la situación", dijo Mallam Saidu Funtua, miembro de una organización de la sociedad civil local en el estado de Katsina.

Agregó que “el secuestro de estudiantes fue el colmo de todo. Es inaceptable y el gobierno tiene que hacer más ”para proteger a los estudiantes y residentes.

“Nunca antes habíamos experimentado este tipo de cosas”, dijo. "Queremos que el gobierno haga más para proteger a nuestros niños, especialmente ahora que las escuelas se reanudarán después de la pausa del COVID-19".

Los secuestros contra estudiantes en varias partes de Nigeria también se producen cuando Boko Haram y el ejército nigeriano pueden ser investigados por crímenes de guerra en la insurgencia de los rebeldes, que ha durado más de una década.

Clonan al primer hurón de patas negras en Estados Unidos, ¿salvarán a la especie de la extinción? Síguenos en Instagram para mantenerte informado.