Mundo

Perrita embarazada muere durante operación ilegal transmitida en TikTok

Perrita embarazada muere durante operación ilegal transmitida en TikTok

El dueño de la Lyla pagó a dos hombres sin estudios veterinarios para operar a su perrita embarazada, que murió de forma horrible en un domicilio particular en Florida.

Por Carlos Luna Chay

18/02/2021 08:13

Dos hombres fueron detenidos en Florida por realizar una cirugía ilegal a una perra embarazada y transmitir toda la desagradable sesión a través de la red social TikTok.

Según los reportes, la perrita raza bulldog francés murió debido al procedimiento indebido que los hombres sin ningún tipo de preparación veterinaria intentaron realizarle.

El video fue filmado en la sala de estar de una casa en Florida mientras intentaban hacerle una cesárea a la perra embarazada, según NBC News.

Larry Colon, el dueño del animal, supuestamente le pagó a un hombre sin licencia para que realizara la operación a su perra, Lyla, mientras su hija adolescente la filmaba, según la Oficina del Sheriff del Condado de Lake.

Comparten la muerte de la perrita en TikTok

El video, según WESH Orlando fue transmitido en vivo en TikTok, muestra a la perra blanca colocada sobre una mesa y a un hombre sacándole a sus cachorros mientras la perra se retorcía de aparente dolor.

Los dos hombres que aparecen en el video ya fueron detenidos y enfrentarán a la justicia.

Se puede ver a los dos hombres y una mujer sosteniendo al animal sobre una mesa de acero inoxidable con grandes botellas de líquido, una lámina de plástico y numerosos instrumentos y guantes.

El video venía acompañado por la leyenda “En proceso de tener bebés”.

En las imágenes se puede ver a un hombre, identificado como Frankie Huertas Rivera, de 33 años, volteando al animal para poner su espalda sobre la mesa.

Se pudo ver a la perra temblando y retorciéndose de dolor, lo que indica que no fue sedada adecuadamente durante la cirugía no autorizada.

Los hombres lograron sacar a varios de los cachorros antes de que la perrita muriera.

Colón le dijo a la policía que le pagó a Rivera, quien afirmó ser veterinario, 650 dólares para realizar la cirugía, según la declaración jurada.

Colón luego llevó a Lyla a un hospital de animales, donde un veterinario con licencia le dijo a las autoridades que la perra estaba muerto al llegar.

El médico del hospital de animales dijo que sospechaba que Lyla murió de shock séptico debido a la contaminación del procedimiento sin licencia.

Colón supuestamente le dijo al personal del hospital de animales que la cesárea de Lyla "fue realizada en su casa por un amigo de un amigo que no tiene licencia", dice la declaración jurada.

También le dijo al personal que estaba "tratando de ahorrar dinero y sabía que no era lo que debería haberse hecho".

La perra todavía tenía dos cachorros por nacer dentro de ella, quienes también murieron como resultado de la operación clandestina. La Verdad Noticias.

Inicia vacunación de adultos mayores contra Covid-19 en México. Síguenos en Instagram para mantenerte informado.

¡Y no olvides suscribirte a nuestro canal de YouTube!