Mundo

ONU pide investigación internacional sobre envenenamiento de Alexei Navalny

ONU pide investigación internacional sobre envenenamiento de Alexei Navalny

El caso de Alexei Navalny ha escalado la escena política rusa hasta los liderazgos de la ONU, que ven una serie de violaciones a los derechos humanos del opositor de Putin.

Por Raúl Luna

01/03/2021 10:02

La Organización de las Naciones Unidas (ONU) pidió el lunes que un equipo internacional independiente investigue el presunto envenenamiento del opositor ruso Alexei Navalny, el principal crítico del presidente Vladimir Putin.

La solicitud fue dada a conocer a través de una carta publicada este lunes por Agnès Callamard, relatora especial de la ONU sobre ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias, e Irene Khan, relatora especial de la ONU sobre la promoción y protección del derecho a la libertad de opinión y expresión.

Según AP, las expertas dijeron en su carta que el envenenamiento de Navalny, que lo mantuvo semanas hospitalizado en Berlín, tenía como objetivo “enviar una advertencia clara y siniestra de que ese sería el destino de cualquiera que criticara y se opusiera al gobierno".

Callard y Khan calificaron como “urgente” la necesidad de una investigación que esclarezca las circunstancias y los hechos relacionados con el ataque contra Navalny, un activista anti corrupción a quien las autoridades rusas mantienen en prisión  por diversos crímenes contra la nación desde que volvió al país en enero.

“Dada la respuesta inadecuada de las autoridades nacionales, el uso de armas químicas prohibidas y el patrón aparente de intentos de asesinatos selectivos, creemos que se debe llevar a cabo una investigación internacional con carácter urgente”, dijeron las expertas.

El máximo opositor del gobierno de Putin en Rusia cayó en coma en agosto y fue trasladado a un hospital de Berlín. Las pruebas realizadas por laboratorios internacionales y por la Organización para la Prohibición de Armas Químicas concluyeron que Navalny estuvo expuesto a una sustancia que solía usarse en la época de los espías soviéticos de la KGB: el Novichok.

"La disponibilidad de Novichok y la experiencia requerida para manejarlo y desarrollar una forma novedosa como la que se encuentra en las muestras del Sr. Navalny solo se pueden encontrar dentro y entre los actores estatales", dijeron Callamard y Khan citadas por AP.

¿Por qué Rusia persigue a Alexei Navalny?

El activismo de Navalny, de 44 años, comenzó en Internet gracias al blog de oposición al presidente en el que formó una base de millones de seguidores en redes sociales, la mayoría de ellos jóvenes de 20 años o menos, según BBC.

De acuerdo con la organización Radio Free Europe, Navalny ha salido y entrado de prisión más de 10 veces y ha pasado cientos de días en custodia desde 2011. En enero de 2015, cuando cumplía su libertad condicional desde casa, Navalny se quitó el brazalete de seguridad para salir a comprar comestibles.

También fue detenido durante 30 días en 2019 después de convocar una manifestación ilegal que se iba a realizar el 27 de julio de ese año. 

Sus principales argumentos contra el régimen de más de 20 años de Vladimir Putin incluyen acusaciones de que la administración está contaminada de “estafadores y ladrones” y de que el presidente “chupa la sangre de Rusia” concentrando el poder en un “estado feudal” al que solo él tiene acceso, un sistema que el opositor compara con la época del zarismo en Rusia.

¿De qué acusan a Navalny?

Como reportamos en La Verdad Noticias, a principios de febrero el opositor del Kremlin fue condenado a 3 años y medio de prisión tras ser acusado en 2014 de fraude a gran escala en el ámbito empresarial, y por incumplir con su libertad condicional al viajar fuera de Rusia.

El caso de 2014 se relaciona con una supuesta malversación de fondos de una filial rusa de la firma de cosméticos Yves Rocher, y de la empresa maderera Kirovles. Navalny fue hallado culpable y sentenciado a tres años y medio de prisión, pero la sentencia fue suspendida y obtuvo su recientemente perdida libertad condicional.

En 2017, la Corte Europea de Derechos Humanos determinó que Navalny había sido tratado de manera injusta durante el juicio por fraude. La Corte ordenó en ese entonces a Rusia que pagara una compensación al opositor y a su hermano, Oleg, pero más tarde la Corte Suprema de Rusia confirmó la condena.

La detención de Navalny en enero provocó una ola de protestas en toda Rusia en las que miles de personas han sido detenidas.

A partir de la revocación de su libertad condicional, debido a que no se presentó a las revisiones periódicas mientras se recuperaba en Alemania, pasará poco más de dos años en la cárcel. 

La semana pasada, Navalny fue hallado culpable por un cargo de difamación contra un veterano de 95 años que combatió en la Segunda Guerra Mundial, a quien llamó “traidor” en un video de mediados de 2020. El nieto del anciano demandó al opositor y el juicio en su contra terminó el 12 de febrero.

Putin y el envenenamiento 

En diciembre de 2020, el sitio web de investigación ruso Bellingcat, en colaboración con el sitio de noticias The Insider, publicó un reporte que citaba una gran cantidad de documentos con información sobre viajes y comunicaciones que vinculan a agentes de la agencia de espionaje de Putin, la FSB, con el envenenamiento de Navalny.

Según los investigadores, los datos implican a ocho miembros de un grupo clandestino de la agencia FSB de Rusia, sucesora del KGB de la era soviética, responsable de la inteligencia nacional. Afirmaron que un grupo de vigilancia habría seguido los pasos de Navalny por más de 30 destinos en vuelos superpuestos, y que probablemente habían tratado de envenenarlo en julio de 2020.

Navalny es enviado al hospital en una camilla tras derrumbarse en Berlín.

La principal prueba incriminatoria contra el Kremlin fueron los registros de viaje que indican un intenso intercambio de mensajes entre los supuestos funcionarios del FSB que seguían al opositor y sus superiores en Moscú. El propio Navalny señaló al director de la FSB, Alexander Bortnikov, quien “nunca se habría atrevido a hacerlo (envenenarlo) sin la orden de Vladimir Putin”.

Temen por la vida de Navalny en prisión

El 20 de febrero un tribunal en Moscú rechazó la apelación de la defensa del opositor contra la revocación de su libertad condicional, lo que confirmó que sería trasladado a una prisión donde cumpliría los 2.8 años de sentencia que le hicieron falta tras su juicio en 2014.

El 25 de febrero, el abogado de Navalny, Vadim Kbzev, dijo a través de su cuenta de Twitter que su cliente había sido trasladado del centro de detención SIZO-1 en Moscú y había sido llevado a una cárcel de ubicación desconocida y sin previo aviso a sus familiares y amigos, presuntamente dirigido a un campo de prisioneros.

Navalny después de escuchar su nueva sentencia de 2.8 años en prisión.

Debido a que las autoridades no han revelado a qué prisión será enviado Navalny, algunas voces afirman que su traslado sí fue a una de las colonias penitenciarias que son herencia de la época del dictador Stalin que, según algunos grupos de derechos humanos han mejorado desde entonces, pero siguen plagadas de brutalidad.

Valery V Borshov, ex miembro del parlamento ruso que formó parte de un comité de reforma penitenciaria describió los centros penitenciarios rusos a The New York Times como “una habitación enorme, con otros 40 u 80 hombres. Puede volverse insportable”.

Con alrededor de medio millón de personas encerradas, Rusia tiene una tasa de encarcelamiento de 334 presos por cada 100.000 personas, mucho más alta que casi todos los demás países de Europa, pero aproximadamente la mitad de la tasa de Estados Unidos.

Los expertos no descartan que, tras el primer intento fallido de envenenar a Navalny, sus oponentes dentro de la administración rusa vuelvan a intentarlo con éxito en las condiciones perfectas de aislamiento dentro de algún campo de prisioneros.

¿Donald Trump regresa a la presidencia en 2024? Síguenos en Facebook para mantenerte informado.