Mundo

Más de 1,400 delfines muertos en las Islas Feroe provocan ira por la tradición

Más de 1,400 delfines muertos en las Islas Feroe provocan ira por la tradición

Más de 1,400 delfines muertos en las Islas Feroe provocan ira por la tradición

"Es absolutamente espantoso ver un ataque a la naturaleza de esta escala", dijo Alex Cornelissen, CEO de Sea Shepherd Global.

Por Erick Peraza

15/09/2021 10:57

La caza de delfines es una práctica centenaria en las Islas Feroe. Pero la tradición se enfrenta a un nuevo escrutinio después de que más de 1,400 de los mamíferos acuáticos fueran asesinados el domingo en una matanza sin precedentes que ha provocado protestas entre los residentes locales y los grupos ambientalistas mundiales.

La caza en las islas del Atlántico Norte no se realiza con fines comerciales y está autorizada por el gobierno, pero incluso aquellos que apoyan la práctica expresaron su preocupación de que el evento de este año podría generar un mayor escrutinio.

Durante cientos de años, los residentes de las Islas Feroe han participado en la tradición de caza anual, que se conoce como "grind" o grindadráp en las Islas Feroe, y que ve ballenas piloto, la segunda especie más grande de delfines después de las orcas, y otros delfines acorralados en los fiordos antes de ser apuñalados hasta la muerte.

La tradición de la isla remota se llevó a las audiencias globales en el documental de Netflix "Seaspiracy" a principios de este año.

Según el gobierno de las Islas Feroe, la práctica está "totalmente regulada" y se considera "sostenible", con alrededor de 600 ballenas piloto y 250 delfines cara blanca capturados en promedio cada año durante las últimas dos décadas.

Sin embargo, la captura del domingo superó ese promedio, y la Sea Shepherd Conservation Society, con sede en Seattle, estimó que al menos 1,428 delfines de lados blancos murieron en lo que la organización calificó como una "caza cruel e innecesaria".

"Teniendo en cuenta los tiempos en que nos encontramos, con una pandemia global y el mundo paralizado, es absolutamente espantoso ver un ataque a la naturaleza de esta escala en las Islas Feroe", dijo Alex Cornelissen, CEO de Sea Shepherd Global, en un comunicado.

"Si algo hemos aprendido de esta pandemia es que tenemos que vivir en armonía con la naturaleza en lugar de acabar con ella".

La organización de derechos de los animales People for the Ethical Treatment of Animals, o PETA, ha pedido durante mucho tiempo que se ponga fin a la "sangrienta matanza de ballenas" en las Islas Feroe.

Bjarni Mikkelsen, un biólogo marino de las Islas Feroe, dijo que la captura representó la mayor cantidad de delfines muertos en un solo día en las islas. Antes de eso, dijo que el número más alto había sido de 1,200 en 1940.

Tradicionalmente, dijo, el grindadráp está "muy bien organizado y cuando ocurre el viaje, hay suficiente gente en la playa que es muy raro que una cosecha dure más de 10 minutos".

El domingo, dijo, la matanza duró poco menos de una hora, lo que provocó escenas inquietantes en la orilla que dejaron a los residentes locales conmocionados.

Dijo que creía que los cazadores no estaban preparados para la escuela significativamente grande de delfines de lados blancos que encontraron, y que las cacerías de las Islas Feroe se centraban típicamente en las ballenas piloto, que son más grandes y, por lo tanto, proporcionan más carne.

Defienden como sostenible matanza de delfines en las Islas Feroe

Las autoridades de la isla defendieron la matanza como una práctica sostenible que da alimento y mantiene la identidad cultural.

Páll Nolsøe, portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores y Cultura de las Islas Feroe, reconoció que la captura del domingo fue "excepcionalmente grande". Y, dijo el miércoles, "no hay duda de que la caza de ballenas es un acto espectacular para las personas que no están familiarizadas con las cacerías".

Sin embargo, sostuvo que incluso la captura del domingo sería considerada sostenible por el gobierno de las Islas Feroe, y que la práctica de la caza ayudaría a mantener a las comunidades a través de medios de origen local.

"Es muy importante entender que la base de la caza de ballenas en las Islas Feroe es proporcionar alimentos", dijo. "La carne se distribuye entre los participantes ... y también a las comunidades locales".

Además, señaló que las campañas de ballenas se han llevado a cabo en las Islas Feroe "desde la época vikinga", por lo que muchos consideran que el "grind" es una parte importante de la identidad y el patrimonio cultural de las Islas Feroe.

Mikkelsen dijo que "toda la carne" de la campaña del domingo se distribuyó a las comunidades locales de las Islas Feroe. "Eso es algo positivo al menos", dijo.

Sin embargo, dijo que cree que el incidente del fin de semana al menos resalta la necesidad de regulaciones sobre cuántos delfines se pueden matar cada año, así como en un solo viaje.

Nolsøe dijo que si bien quienes participan en la rutina deben obtener permiso de las autoridades locales y están sujetos a las regulaciones de bienestar animal que exigen que los animales sean sacrificados "de la manera más rápida y eficiente posible", actualmente no existen reglas vigentes sobre cuántos delfines puede ser sacrificado.

A medida que continúan las consecuencias de la caza del domingo, dijo, eso pronto podría ser tema de discusión, en La Verdad Noticias seguiremos la reacción internacional a la matanza de más de 1,400 delfines debido a la vieja tradición de las Islas Feroe propiedad de Dinamarca donde el mar se tiñó de rojo y todo por un ritual ancestral.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.