Mundo

Madre admite que ahogó a sus hijos para evitar que su padre abusara de ellos

Madre admite que ahogó a sus hijos para evitar que su padre abusara de ellos

Liliana Carrillo admitió que prefirió matar a sus hijos ahogándolos “suavemente” en lugar de hacerlos pasar por los abusos constantes de su padre, Eric Denton.

Por Raúl Luna

17/04/2021 06:25

Una mujer admitió ante una corte penal de Los Ángeles que asesinó a sus hijos ahogándolos para protegerlos del abuso sexual de su padre, según medios locales.

Liliana Carrillo, de 30 años, hizo la revelación durante una entrevista con la emisora local KGET-TV dentro de la prisión en la que permanece confinada en el condado de Kern, detenida por un presunto robo de auto.

Según The Los Angeles Times, Carrillo fue detenida el sábado pasado (10 de abril) en el condado de Tulare después de una larga persecución en automóvil, luego de que fueran hallados los cuerpos sin vida de sus tres hijos: Johanna, de 3 años; Terry, de 2 años; y su hermana Sierra, de 6 meses de nacida.

Peleaba por la custodia de sus hijos

El padre de los menores, Eric Denton, había solicitado la custodia de sus hijos con la acusada el 1 de marzo. También solicitó que Carrillo fuera sometida a una evaluación de salud mental. La pareja tenía programada una cita el 6 de marzo para continuar con el pleito legal por la custodia de sus hijos. 

Denton había manifestado preocupación por la salud mental de su pareja.

En respuesta, Carrillo solicitó una orden de restricción temporal por violencia doméstica contra su ex pareja el 12 de marzo en la Corte Superior del Condado de Los Ángeles. El 10 de abril, la abuela de los niños encontró que la mujer había escapado con los niños, según el teniente de policía de Los Ángeles, Raúl Jovel.

Según informes de las autoridades locales, los hermanos también fueron apuñalados en la escena. “Los ahogué”, dijo directamente Carrillo. “Lo hice con la misma suavidad, no sé cómo explicarlo, pero los abracé y los besé y me disculpé todo el tiempo", dijo. "Amaba a mis hijos"

Anteriormente acusó al padre de los niños, Erik Denton, de formar parte de una red de tráfico sexual que, según ella, está desenfrenada en Porterville, una pequeña ciudad en el centro de California donde la familia vivió hasta finales de febrero. Ha negado las acusaciones.

Durante la entrevista con KGET-TV, Carrillo dijo que viajó a California para abogar contra la trata de personas y dijo que prefería haber matado a sus hijos en lugar de que fueran “torturados y abusados de forma regular por el resto de sus vidas”.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.