Mundo

Los Fugate, la familia que practicaba la endogamia y tenía la piel azul

Los Fugate, la familia que practicaba la endogamia y tenía la piel azul

Los Fugate, la familia que practicaba la endogamia y tenía la piel azul

Más de 100 miembros de la familia Fugate crecieron con la piel azul debido a una extraña enfermedad hereditaria que se propagó porque practicaban la endogamia.

Por Raúl Luna

25/09/2021 07:06

La familia Fugate fue uno de los casos médicos más interesantes que se hayan registrado en los Estados Unidos, al tratarse de una comunidad aislada que practicaba la endogamia y presentaba una extraña mutación sanguínea que los hacía tener la piel azul.

El caso fue descubierto en 1958, cuando un hombre de nombre Luke Comb se presentó en el Hospital Universitario de Kentucky, Washington D.C, buscando ayuda para su esposa embarazada que estaba a punto de dar a luz.

Sin embargo, el personal quedó impresionado al ver al hombre con la piel de color azul. Pero quedaron aún más sorprendidos cuando conocieron la historia de la familia, y la razón por la que sus miembros tenían esta extraña particularidad.

La familia Fugate de piel azul

Fueron decenas de miembros de la familia Fugate quienes presentaron la piel de color azul.

El señor Comb aseguraba estar en perfecto estado de salud, y así lo comprobaron las pruebas médicas que se le practicaron. Sin embargo, estaba claro que algo no era normal, de modo que tomaron una muestra de sangre y encontraron por fin la anomalía: el hombre padecía una enfermedad hereditaria llamada metahemoglobinemia.

Este raro trastorno sanguíneo provoca que la hemoglobina, cuya principal función es transportar oxígeno, pierda su capacidad para liberarlo de manera efectiva en los tejidos corporales, provocando la extraña coloración azul.

La razón de su extraña enfermedad fue aún más impactante. Resulta que Luke Comb provenía de una familia aislada en Kentucky, que vivió desde el Siglo XIX practicando la endogamia que provocó una aleración en la sangre y la aparición de la tonalidad azul en sus descendientes.

¿Cómo comenzó todo?

Los Fugate llegaron a Kentucky en el Siglo XIX.

La historia del clan Fugate se remonta a 1820, cuando el migrante francés Martin Fugate se instaló junto con su esposa, Elizabeth Smith, en la zona del arroyo Troublesome Creek, en los montes Apalaches. Allí tuvieron siete hijos, de los cuales cuatro nacieron con la piel azul.

A pesar de las miradas de los lugareños que no comprendían la existencia de niños con piel azul, la familia nunca buscó una explicación médica para la extraña enfermedad que heredaron a sus hijos, pues tanto Martin como Elizabeth portaban el gen recesivo de la metahemoglobinemia, según estudios.

Con el paso de los años, y debido a que toda su descendencia tuvo hijos entre sí, era completamente normal que con el correr de las generaciones cada niño que nacía tuviera la piel azulada, tras lo cual, a finales de los años 50, más de 100 personas tenían la piel de ese color.

La gente de piel azul de las montañas de Kentucky se terminó cuando Benjamin Stacy, otro descendiente de Martin Fugate y Elizabeth Smith, se sometió a un tratamiento creado por el Dr. Madison Cawein III para que su piel recuperara su color natural. La Verdad Noticias.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.

Recibe las noticias por E-mail

Debes ingresar un E-mail. Debes ingresar un E-mail válido.
¡Tu suscripcion ha sido exitosa!

Suscribirse implica aceptar los términos y condiciones