Mundo

¿Clases presenciales aumentan el peligro de contagios de coronavirus?

¿Clases presenciales aumentan el peligro de contagios de coronavirus?

El profesor Axel Rivas analizó estudios realizados en varios países sobre la efectividad del cierre de escuelas en la reducción de casos de COVID-19.

Por Raúl Luna

19/04/2021 04:10

La polémica en Argentina tras la orden federal de suspender las clases presenciales y, la negativa de la Ciudad de Buenos Aires a acatarla, abrió una necesaria conversación sobre si existe peligro de contagios por COVID-19 si las escuelas se mantienen abiertas o no.

En medio del caos, el profesor e investigador de la Escuela de Educación de la Universidad de San Andrés, Axel Rivas, compartió en su cuenta de Twitter un hilo con el que analiza las pruebas científicas sobre el impacto del cierre de las escuelas en la reducción de contagios de coronavirus.

Rivas explicó que, de entre 40 estudios sobre este tema aún no existe uno que arroje resultados convincentes de que cerrar las escuelas pueda reducir o no el número de contagios. Sugiere que la dificultad para establecer un resultado concreto es la de aislar la variable “cierre de escuelas” de otras medidas de prevención.

“El que mejor logró esto (Matzinger y Skinner, 2020, muestra alto impacto en reducción de contagio y muertes”, escribió Rivas, quien es doctor en Ciencias Sociales y dirige la Escuela de Educación.

El experto citó un estudio de este año realizado por Munday y otros, que indica que “la apertura de escuelas en Inglaterra generó un fuerte aumento de contagios”; y otro estudio publicado en Nature Haug en 2020, sobre medidas que más de 200 países implementaron para frenar el coronavirus, concluyó que “cerrar escuelas es la segunda medida con más impacto para disminuir contagios”.

Qué hicieron otros países con las escuelas

Rivas explicó que estos estudios podrían hacernos llegar a conclusiones “parciales”, y aclaró que “mucha evidencia indica que en contextos de alta circulación del virus hay más riesgo de escuelas expandiendo el contagio y viceversa: bajo riesgo cuando no hay olas fuertes de contagio”.

La reapertura de escuelas puede acelerar los contagios en lugares con alta tasa de transmisión, según The Lancet.

Advierte que el cierre de escuelas con cuarentenas fuertes para frenar la ocupación hospitalaria en cuidados intensivos ha sido la estrategia de varios países como Francia, Inglaterra, Alemania, Portugal, Chile, Uruguay y otros.

Por otro lado, dijo, otros países como México y Brasil mantuvieron cierres casi constantes en 2020 “y casi toda América Latina está en estos momentos con escuelas cerradas (con excepción de Nicaragua y Cuba”, detalló.

También está el factor de la incidencia de casos. Puso como ejemplo a España, que “no cerró con segunda/tercera ola (pero nunca tuvo la cantidad de casos de Argentina ahora o de otros países vecinos”. Rivas aclaró que no logró encontrar ningún sistema educativo nacional o subnacional que haya mantenido las escuelas abiertas contando más de mil casos de COVID-19 por cada 100 mil habitantes por semana.

Finalmente, el científico social manifestó que la evidencia presentada “no quiere decir que ‘hay que cerrar escuelas’. Lo que indica es un poco del estado del arte pra no hablar en el vacío”, y pidió considerar dimensiones diversas como el contexto, la legitimidad de las medidas, nuevas cepas, población vacunada y efectos secundarios.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.