Secciones
México

Alertan que 226.000 niños duermen en la calle tras sismos

por La Verdad

Save The Children alerta de que más de 226.000 niños duermen en la calle tras el terremoto en México

Redacción Web/ Diario la Verdad

ESTADOS UNIDOS.- Save The Children ha advertido este miércoles de que más de  226.000 niños mexicanos siguen durmiendo en las calles o en albergues  un mes después del segundo terremoto en México, una situación que según alerta la ONG, expone a los menores a situaciones de abuso, violencia o explotación. La organización estima que el número de niños que sigue fuera de sus hogares  podría ser aún mayor, ya que no existe un censo final de viviendas afectadas. Según datos proporcionados por Save the Children, más de  86.600 hogares han sufrido daños totales o parciales por los efectos de los terremotos, obligando a las familias a trasladarse a albergues gestionados por autoridades, campamentos organizados por los propios miembros de la comunidad o a casas de familiares. En algunos de los albergues, la ONG ha detectado que  no existen registros para controlar quienes entran y salen y que cientos de niños viven allí solos, sin compañía de ningún familiar adulto, por largos periodos de tiempo. También han denunciado que existe una falta de protocolos de interacción entre autoridades y menores y casos de trabajo infantil. "Durante las emergencias, los niños se vuelven  vulnerables a ser víctimas de abuso, explotación o violencia. Es imprescindible poner en marcha todos los mecanismos que permitan a los menores estar protegidos y no sufrir más daños de los que los terremotos ya han provocado en sus vidas", ha señalado María Josefina Menéndez Carbajal, directora ejecutiva de Save the Children en México. Por otro lado, muchas familias afectadas deciden  abandonar los albergues durante el día para vigilar sus casas, mientras que otras se ven obligadas a  dormir a la intemperie en tiendas de campaña frente a sus hogares por miedo a que les roben sus pertenencias durante la noche. Save the Children ha observado que en muchas ocasiones lo hacen acompañados de sus hijos, lo que les expone a permanecer en las calles durante todo el día ya que las escuelas continúan cerradas y aumenta su vulnerabilidad a posibles riesgos. Al menos  355 personas murieron por el terremoto que sacudió el centro y el sur de México el 19 de septiembre, según un nuevo balance del Gobierno que eleva a 214 el número de víctimas en la capital, donde también se ha confirmado la muerte de dos ciudadanos españoles.

Comentarios

Te puede interesar