Secciones
México

Acaba con la vida de su hijastra a puñetazos

por La Verdad

Agencias/Diario La Verdad Ciudad Juárez, Chihuahua.- Acaba con la vida de su hijastra a puñetazos.

El hombre le había propinado a su hijastra de tan sólo 3 años de edad, puñetazos en el estómago hasta que la menor de 3 años le pidió que ya no le pegara.

El agresor siguió relatando lo acontecido, mencionando ante la fiscalía que después de golpearla, la menor sólo le preguntó a su padrastro si podía dormir y él respondió que sí.

Después el hombre regresó acostarse en un colchón acomodado en el piso y minutos más tarde, había perdido el control y tomó a la menor para llevarla al baño y le dio nalgadas.

La pequeña regresó a acostarse a su cama y que la menor le pidió a hombre un jugo, por lo que la escuchó agitada como quejándose y notó que la niña hablaba más despacio.

El agresor de 19 años, salió del domicilio con destino a una tienda abarrotes para comprar jugos y al momento de regresar a la vivienda, se dirigió al colchón donde estaba la menor acostada, pero notó que ya no se movía y optó por subirla a una carriola junto con un menor de un año y un bebé de tres meses de nacido y se los dejó encargados a un vecino.

El hombre acudió al domicilio de un familiar para solicitar ayuda, por lo que trasladaron a la menor a un hospital de la ciudad para que recibiera atención médica, pero la pequeña había ingresado en estado de coma y más tarde, lamentablemente perdió la vida.

Dicha declaración fue rendida por el padrastro de la pequeña ante el Ministerio Público, por lo que el acusado fue procesado penalmente.

Sin embargo, el representante social señaló ante el juez que tanto las hermanas como la madre del agresor y la madre de la pequeña, estaban enterados de las agresiones físicas a las que era sometida la niña, pero que nadie denunció a las autoridades lo que ocurría.

La madre de la fallecida, declaró que mantenía una relación sentimental desde hace 3 años con el agresor, y comentó que ella y sus hijos eran sometidos a un entorno de violencia y que en varias ocasiones intentó separarse del hombre pero que la amenazaba con quitarle a sus hijos.

"Refiere que el imputado no quería a la víctima como una hija propia. La madre pudo notar que el agresor tenía amenazada a la niña que no dijera nada de lo que él le hacia", señaló el fiscal.
Hasta el momento el caso se sigue investigando para poder deslindar responsabilidades en contra del acusado.

Comentarios

Te puede interesar