Liga MX

Pumas llega agonizante y provisionalmente a zona de repechaje

Pumas llega agonizante y provisionalmente a zona de repechaje

A tan solo 10 minutos del final del partido Pumas- Necaxa, Juan Pablo Vigón, anotó el gol que pondría a los felinos cerca del repechaje

Por Yulsi Magaña

10/04/2021 08:13

Durante el torneo Guard1anes 2020, los Pumas del Club Universidad Nacional, llegaron a la final y desde aquel momento solo han tenido una participación irregular. Inclusive, previo a enfrentar a los rayos del Necaxa, con 13 unidades, estaban ubicados en el lugar número 15 de la tabla general.

Pero tras el gol de Juan Pablo Vigón a 10 minutos del final, los del Pedregal se colocaron en la décima posición, con lo cual podrían aspirar a meterse en la liguilla.

En la recta final del encuentro, los aficionados que pudieron asistir al Estadio Victoria de Aguascalientes daban por hecho el empate que le otorgaría la unidad a cada uno de los equipos.

Por lo que el gol del delantero de los Pumas, Pablo Vigón, fue un respiro para los felinos y es que los llevan provisionalmente al repechaje.

Gol, festejo y preocupación así fue la victoria de Pumas contra el Necaxa.

El capitán de los Pumas recibió el balón de frente al área. La equivocada posición de los defensores le abrió un espacio para rematar en dirección al arco.

Unos centímetros antes de llegar a la línea del área, con la pierna izquierda, sacó un potente disparo que colocó en el enorme hueco habilitado por el arquero Édgar Hernández. El marcador se colocó uno a cero y no se movió más.

Sorpresiva reacción del Juan Pablo Vigón 

En una escena extraña en tiempos de emergencia sanitaria, el mediocampista corrió hacia una de las cabeceras. Luego de montarse en uno de los soportes que muestran publicidad a nivel de cancha, levantó los brazos y gritó frente a un par de aficionados que reaccionaron a modo de espejo ante la acción.

Detrás del grupo, el director técnico Andrés Lillini se abrió paso y abrazó efusivamente a su jugador. En el gesto se notó el alivio que le provocó el gol en medio de una mala racha para el equipo universitario.

De hecho Lillini, quien fuera director de fuerzas básicas del club, ascendió al banquillo del primer equipo con la repentina salida del español Miguel González Míchel. Al superar las expectativas y guiar al cuadro por buen rumbo, fue ratificado.

El único tope que experimentó Lillini fue la final contra León, pues en la semifinal contra Cruz Azul, su equipo protagonizó una de las remontadas más dolorosas para los de la Noria. La realidad del equipo, al día de hoy, es marcadamente opuesta.

El timonel argentino reconoció que la victoria le deja un sabor agridulce. A pesar de haberla conseguido, el funcionamiento del equipo complicó la obtención de los tres puntos. Pese a ello “La victoria fue un tanque de oxígeno. Nos costó mucho esfuerzo, pero al final el equipo mejoró para sacar el resultado”, afirmó.

Ahora los Pumas están obligados a ganar sí o sí para sumar tres puntos en los últimos encuentros, pues una combinación de resultados podría sacarlos de la zona de repechaje en esta jornada.

En su cierre de torneo le quedará medirse a los Tigres, en la cancha de Ciudad Universitaria, así como a Puebla y América, dos cuadros que se mantienen en la parte superior de la clasificación.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.