Secciones
Todo sobre el Islam: Jesús y la Crucifixión: La Perspectiva islámica
Influencers

Todo sobre el Islam: Jesús y la Crucifixión: La Perspectiva islámica

Azhar Goraya

por LaVerdad

Todo sobre el Islam: Jesús y la Crucifixión: La Perspectiva islámica

Todo sobre el Islam: Jesús y la Crucifixión: La Perspectiva islámica

El Islam es una religión enviada por Dios para guiar todo el mundo hacía Él. El Corán, el libro santo del Islam, vino en parte para aclarar las dudas e interpretaciones erróneas de las creencias y los textos de los pueblos anteriores; como el Corán dice:

 [16:65] Pues solamente te hemos revelado el Libro para que les expliques lo relativo a sus discordias, y como misericordia para un pueblo que cree.

La fuerza de la fe cristiana y su convicción radica en la creencia de que Jesucristo está vivo en el cielo y que un día regresará.

Si estudiamos la ideología cristiana y la dividimos en sus partes más simples, encontramos que el dogma y las creencias que están particularmente asociadas con el cristianismo, como la creencia en el pecado original, la divinidad de Cristo y la trinidad, se basan en unos pocos supuestos. Estos supuestos son, por ejemplo, que Jesucristo realmente existió, que vivió, que enseñó, que murió en la cruz, resucitó y subió al cielo.

El Islam nos enseña que Jesucristo ciertamente existió, que vivió, realizó milagros y que fue un profeta de Dios y el Mesías de los Judíos. Pero declara que es falso que haya muerto en la cruz. El Sagrado Corán declara:

 [4:158] Y por decir: “Hemos matado al Mesías, Jesús, hijo de María, el Mensajero de Al-lah”; cuando en realidad no lo asesinaron, ni lo mataron por crucifixión, sino que apareció ante ellos como crucificado; pero los que discrepan al respecto se encuentran, en verdad, en duda sobre esta cuestión; no tienen un conocimiento directo de ella, sino que sólo se apoyan en conjeturas; pero ciertamente ellos no lo mataron. [4:159] Por el contrario, Al-lah lo exaltó hacia Él. Pues Al-lah es Poderoso, Sabio.

Lo que significa que no fue asesinado por otro método, ni por crucifixión, sino que sólo apareció como si hubiera muerto en la cruz. Y los cristianos y los judíos hasta el día de hoy tienen dudas sobre si realmente murió o no. La realidad es que Al-lah lo exaltó espiritualmente, es decir, su alma subió hacía Al-lah tal y como las almas de todos los justos.

¿Por qué están en duda? Porque sorprendentemente, no hay evidencia sólida en la Biblia que muestre que él realmente murió en la cruz, mientras que sí hay una fuerte y abundante evidencia de que él sobrevivió. Lo que significa que él no murió, sino que simplemente se desmayó y se recuperó de nuevo a la salud después. Más tarde, continuó su viaje para predicar a las doce tribus de Israel y murió en Srinagar, Cachemira, India.

De hecho, sin poder probar la muerte en la cruz y la posterior resurrección de Cristo, como el mismo Pablo dijo correctamente: 14 y si Cristo no ha resucitado, vana es entonces nuestra predicación, y vana también vuestra fe. (1 Corintios 15:14).

Temas

Comentarios

Te puede interesar