Secciones
Observatorio Cinco
Influencers

Observatorio Cinco

BATTLESTAR GALACTICA o la eterna costumbre Hollywoodense de los refritos

por FernandoGonzález

Observatorio Cinco

Observatorio Cinco

En el año de 1978, se exhibió en los cines Battlestar Galactica en Sensorround!.

Sensorround era un nuevo sistema de sonido que implicaba que se instalaran unas bocinas especiales atrás de la pantalla y a los lados.

Cuando la película empezó, nos sacudió a todos de nuestro asiento, no porque las primeras escenas fueran tan emocionantes sino por la cantidad de ruido y vibración que nos hizo sentir la nave caza o Viper que salia de las entrañas de Galactica a máxima potencia de sus turbinas atravesando un túnel encerrado. Lo peor era que las voces de los actores se oían igual de explosivas y vibrantes que los motores y los cañones.

(En ese año se exhibieron varias películas en sistema Sensorround como Terremoto entre otras, pero ese sistema de sonido fue definitivamente cancelado después de esa generación)

Apenas un año después de Star Wars veíamos cómo en esta nueva historia los villanos, los Cylons, eran una raza de maquinas que querían acabar con todos los humanos. Creados por una antigua raza de reptiles. Se parecían en estructura a los Stormtroopers de Star Wars, sólo que con un terminado plateado. Cómo brillaban! Y tenían un ojo como el visor de Cyclops de X- Men pero con una luz roja que se movía de un lado a otro (Como el de Kitt, el Auto increíble, serie del mismo productor). Lo imperfecto de su armadura hacía que usaran una especie de faldita de tela plateada. Y cargaban una pistola de rayos, más bien pequeña.

La verdad a simple vista, no parecían unos enemigos tan temibles. Como los Stormtroopers eran lentos...pero su aspecto no era tan poco respetable como los Daleks, por ejemplo.

Sin embargo, habían acabado con gran parte de la humanidad en un ataque que destruyó Caprica y las otras colonias humanas. Los habitantes tuvieron que escapar en naves, formando una flota al frente de la cual estaba el comandante Adama (interpretado por Lorne Green).

Apollo (Richard Hatch), el hijo de Adama era el héroe de la película junto con su amigo Starbuck (Dirk Benedict). Eran los mejores pilotos de la flota. Usaban unos uniformes aterciopelados, color café que incluían una capa como accesorio.

Los carteles de la película incluían a la mascota de Boxey el hijo adoptivo de Apollo. Desaparecida en el ataque Cylon, la tecnología de Galactica, la reemplazó por Muffit, un perro robot. Tenia franjas de peluche y franjas de metal, aunque más bien parecía un osito mascota, mucho menos carismático que R2D2.

Debido a que los Cylons continuaron con su objetivo de acabar con la humanidad, persiguieron a la flota por toda la galaxia mientras que Galactica buscaba llevar a los supervivientes al último refugio: Un planeta azul llamado Tierra.

Entonces surgió la serie de televisión: Semana a semana veíamos como Galactica continuaba su búsqueda por la Tierra y en el camino tenía varios encuentros con cazas de los Cylons, intercambiando disparos de rayos láser, de los que siempre salían triunfantes Apollo y Starbuck.Adama era tan paternal, que más que un comandante era como un patriarca, el Moisés que iba a conducir a los humanos a la tierra prometida.

Los Cylons tenían un aliado humano: el conde Baltar que traicionando a la humanidad se convierte en su asesor privado.

Las naves eran impecables, recuerdan mucho los modelos construidos para Star Wars, los escenarios son futuristas. Me inspiraba vivir en un mundo dónde las puertas se abrían al acercarse a ellas como en Star Trek.. 

Por cierto los cascos que usaban los pilotos tenían la forma de un tocado egipcio y la mayoría tenían nombres griegos: Casiopea, Athenea, etc. lo que denotaba un origen común con la civilización de la tierra.  

La ultima temporada fue la peor, conocida también como Galactica 80 que narra la llegada de Galactica a la Tierra, con los Cylons pisándoles los talones. Se dan cuenta que nuestra civilización es menos avanzada que la de ellos y que no los podemos proteger de los Cylons. 

Motos voladoras, viajes en el tiempo, computadoras que se pueden cargar en el antebrazo, fueron algunas de las novedades con las que nos maravillaron. 

Generaciones después, el héroe era el hijo de Apollo, Troy, (al cual ya no apodaban Boxey) Y a pesar de los años Adama seguía vivo, con una barba blanca y decidiendo como hacer alianzas con la gente de la Tierra. 

Galactica 80 fue cancelada por su baja audiencia después de diez episodios...

En el año 2003, se creó la nueva serie televisiva de Galactica a la que también se le llama “re-imaginada”. Se nota que los escritores quisieron hacer una serie más realista aunque toman los elementos esenciales de la serie original, haciendo varios cambios. 

Starbuck, el mejor amigo de Apollo, es ahora una piloto, Kara Thrace (interpretada por Katee Sackhoff), y llegan incluso a estar involucrados emocionalmente.   

Los Cylons fueron una creación humana que evolucionó desde ser robots esclavos para trabajos pesados hasta llegar a ser indistinguibles de los humanos: Sangran, se reproducen, igual que los humanos y tienen creencias religiosas. En cierto punto se rebelaron contra sus creadores. 

Como ya sabemos, los Cylons dirigen un ataque nuclear que destruye a la mayoría de las colonias humanas incluyendo Caprica, por lo que los sobrevivientes escapan en naves dirigidas por Galactica. 

En este mundo, los escenarios tienen un gran contraste con la serie de los setentas: Todo es sucio, oxidado, usado. Los muebles y ropa no tienen nada de futurista: La gente usa sacos, corbatas, uniformes de marine y las armas son de balas. La tecnología brilla por su ausencia en una nave donde toda la información se maneja en papel. La nave más bien recuerda a un submarino, con compuertas oxidadas como puertas, y teléfonos alambricos como medio de comunicación. Los cazas disparan balas y misiles. Nada de armas de rayos. En el momento del ataque, Galactica estaba en planes de ser llevada a un museo por obsoleta.

El detalle curioso es que las naves de la flota tienen motores de velocidades superiores a la de la luz que les permite viajar haciendo un “salto” hacia otro lugar del espacio.

Otro contraste son las personalidades de los protagonistas, escritas de forma más compleja que los originales: El Comandante William Adama (interpretado por Edward James Olmos), es un guerrero duro, con conflictos internos, no duda en abusar de su autoridad, con tal de lograr su propósito. Starbuck tiene que luchar con su alcoholismo, su promiscuidad y su bravuconada, buen piloto pero a veces irresponsable.

Lee Adama, nombre clave: Apollo (interpretado por Jamie Bamber), a pesar de ser un oficial, no siempre esta dispuesto a seguir ordenes, tiene una relación complicada con su padre, involucrado con una prostituta, y con otras mujeres de la flota. Es capaz de renunciar a ser piloto por perseguir un cargo político.

Él más interesante es Gaius Baltar, (llamado Conde Baltar en la serie anterior,) un científico brillante, obsesionado con una mujer Cylon. Él será muy importante para el destino de la flota.

En lo particular, creo que los escritores quisieron darnos personajes menos perfectos, menos idealizados, con defectos y virtudes, lo cual nos hace más fácil identificarnos con ellos.

En la vida diaria de la flota existen obreros, técnicos, soldados, doctores, políticos, incluso una presidenta, que hacen su trabajo.

Cuál es la moraleja de la nueva serie? La humanidad es y será la misma en la Tierra o en las Colonias. Los humanos aman, odian, trabajan, luchan por sobrevivir, creen en dioses.

La humanidad es el protagonista, dándole la espalda a la tecnología que es tan sólo una herramienta menor.

Te puede interesar: Existe una cantidad permitida de narcoticos

Fue una sorpresa fue ver a Richard Hatch, protagonista de la película del 78 haciendo un papel como uno de los opositores del gobierno. (Falleció en 2017)

Galactica se puede ver en servicios de Streaming.

Temas

Comentarios