Secciones
Influencers

Nunca es tarde para decir felicidades a esta bendita tierra

por La Verdad

Francisco Espinosa / Cuéntanos tu historia en Quintana Roo. @espinosapaco.- Nunca es tarde para decir felicidades a esta bendita tierraEs una bendición, en verdad, vivir en Quintana Roo. Una tierra que amablemente recibe a la gente que viene a trabajar y aportar.Escribo esto porque ayer el estado cumplió 43 años y por supuesto que fue una fecha digna de celebrar, de recordar y para dar gracias por estar aquí.En mi caso, son cuatro años de ser parte del estado más joven del país, el ‘chavorruco’ como dice mi compañero de labores, Pedro Zapata, joven por el ímpetu para el trabajo, la diversión y el emprendedurismo, pero ‘ruco’ por la experiencia que tiene su gente para afrontar enemigos naturales como son las tormentas tropicales y los huracanes.Mis hijos, pequeños ambos, aquí no sólo comenzaron con su formación escolar, sino que aquí empezaron a tener contacto permanente con el mar, con los delfines, con la hermosa naturaleza, el ecoturismo y la fascinante cultura y tradición que sólo Quintana Roo orgullosamente posee y ofrece para todo el país y el mundo.Quintana Roo tuvo un fin de semana de fiesta, de celebración y la ocasión no pudo llegar en mejor momento.Sí, porque precisamente un día antes se exhibió la ‘prevención perfecta’ ante la llegada de una tormenta tropical, como es el caso de Nate.Por primera ocasión, en el tiempo que llevo de residir en la entidad, me tocó escuchar los relatos de compañeros que ya han padecido la furia de la naturaleza, quienes están atentos a los reportes oficiales, y las propias autoridades se reunieron una y otra vez en cada uno de los municipios donde se anticipaba tocaría tierra la tormenta, pero no lo hicieron con un afán de protagonismo, sino con un verdadero afán tierrade informar a la población con veracidad.El viernes no hubo suspensión de clases en el turno matutino, dado que lo difícil se esperaba para la noche.Afortunadamente la tormenta de última hora cambió sus planes y modificó ligeramente su trayectoria, pero en ese ligero movimiento omitió pasar por Quintana Roo.Como bien dicen, después de la tormenta llega la calma, aunque aquí no hubo tormenta, aunque tampoco calma, porque entramos a la celebración de los 43 años de Quintana Roo como estado libre y soberano.A sus 43 años, Quintana Roo es un estado fuerte económicamente, con solidez financiera, bien dirigido por el gobernador Carlos Joaquín González y con 11 presidentes municipales, algunos más y otros menos, pero todos buscando lo mejor para el lugar que les toca gobernar.Esa es la unidad que se vive en Quintana Roo, donde gente de diferentes partidos políticos conviven entre sí, bueno, no todos, porque ayer Julián Ricalde Magaña y Félix González Canto se fueron a los golpes, pero esa, como decia la viejita de un comercial de televisión, es otra historia. 

Comentarios