Secciones
El protagonista anónimo
Influencers

El protagonista anónimo

Bien bajado ese balón por  Alina Huidobro

por AlinaHuidobro

El protagonista anónimo

El protagonista anónimo

Estimados lectores de Bien Bajado Ese Balón, sean ustedes cordial­mente bienvenidos a la lectura pambolera correspondiente de hoy, es un placer para mí, en esta ocasión poder contarles del “protagonista anónimo”.

Sé que quizá el título podrá sonar algo confuso pero a continuación les compar­tiré los secretos de cómo alguien puede convertirse en un protagonista y al mismo tiempo tener una identidad anónima.

Durante la semana, se llevó a cabo en Cancún la reunión anual del régimen de transferencias, mejor conocida como ‘Draft’ en donde llegan directivos y presidentes de los diferentes clubes mexicanos que militan en la primera división y en la liga de Ascenso.

Seguramente, los colegas sabrán lo que implica para un periodista, camarógrafo o re­portero cubrir esta reunión pero para quienes quieren conocer lo que se vive en esos días, les comparto en estas líneas los pormenores.

Para empezar, la aventura comienza, días o incluso semanas antes de que empiece la reunión, como medio, uno debe acreditarse y por supuesto esperar que sea aprobada la solicitud por parte de la federación.

Como la reunión dura una semana, de lunes a viernes, es importante siempre estar al pendiente por que aunque existe un calen­dario donde se programan las conferencias, nunca sabes cuando pueda pasar algún direc­tivo importante y pueda darte una noticia.

Es así como a la prensa se le ve corriendo a lo largo de los pasillos y siempre con los sentidos puestos en quienes llegan.

Cabe mencionar que quienes llegan al Draft, entran a un salón donde realizan la mayoría de los acuerdos en cuanto a los jugadores donde por cierto, la prensa no tiene acceso. Esta situación complica la labor pe­riodística porque la mayoría de los directivos prefieren no dar declaraciones hasta que se convierta en oficial y aun así sólo se publica en las páginas de los equipos.

Este año, el draft 2018 fue el segundo que cubro y siempre concluyo con que es una de las mejores experiencias que como periodis­ta deportivo puedes recabar ya que pone a prueba conocimiento futbolero y capacidad para lograr entrevistas y obtener datos.

Después de las jornadas maratónicas de cobertura y estrés me quedo satisfecha de haber podido vivir esta experiencia y ser una de las personas en ser un protagonista anóni­mo donde estaba ahí para recopilar la mayor información posible así como lo hicieron también compañeros de otros medios.

Temas

Comentarios

Te puede interesar