Secciones
Dengue político: Informe de dengues
Influencers

Dengue político: Informe de dengues

David Alpizar Carrillo: Colaborador de La Verdad

por LaVerdad

Dengue político: Informe de dengues

Dengue político: Informe de dengues

Pues vaya que salieron dengues a la luz, como resultado del primer (¿o tercer?) informe del presidente López Obrador. Con un enfático y contundente tono al mencionar sus logros y con un tono matizado para reconocer los pendientes y desaciertos, en un marco de ostentosa austeridad, el presidente informó al “pueblo bueno y sabio”, que muy poco se vio representado entre la audiencia, del estado que guarda la nación, según su parecer.

Cual es ya su acostumbrado discurso, se deslindó del método tradicional de evaluar la economía, en base a indicadores tradicionales, y recalcó que su prioridad, va más en el sentido, de lograr una mejor distribución de la riqueza. En este sentido, concuerdo totalmente; pues, aunque este año, la economía crecerá prácticamente nada; México es ya de por sí, un país de ricos, al menos en función de un PIB per cápita de 177,000 pesos por habitante al año. Lo que pasa, es que la inmensa mayoría, no recibe eso, y si en cambio, son unos cuantos, los que se quedan con la mayor parte.

Nota importante, fue su aseveración de que, los conservadores y reaccionarios están “moralmente derrotados”. Y es que, en realidad, están “legalmente derrotados”. Mucho se habla de la necesidad que tiene, inclusive el mismo presidente, de que, haya contrapesos serios. Pero la verdad, los partidos tradicionales como el PAN, el PRI y lo que queda del PRD (que ya anunció su conversión a FUTURO 21, aunque muchos consideran, le quedaría mejor el nombre de CARBONO 14), ya no representan mucho contrapeso, y posiblemente menos ahora, que la plutocracia, parece les retirará su apoyo, dada su poca representatividad, y luchará en la arena política, con sus propias huestes de su “Alternativa por México”. Si, además, se les recortan sus prerrogativas en el fututo cercano; ¡Adiós Nicanor!. 

Colateral al informe, se armó el dengue en el Congreso de la Unión. Y es que Morena, haciendo gala de su músculo (mayoría), logró su objetivo fundamental; que el informe del presidente no fuera recibido por la oposición. Ahora, veremos qué pasa, con las fracciones minoritarias, que reclaman su “derecho” a presidir la Cámara, basados en un “acuerdo de caballeros” y argumentando costumbres pasadas, donde era bien sabido, todo era parte de una simulación de la democracia. Pero, la ley dice otra cosa, y en realidad, si un partido, gana por tal diferencia en las urnas, no tendría por qué compartir el control de la Cámara con nadie, pues la democracia no consiste en compartir el poder con las minorías, sino en ejercer el poder dictado por la mayoría. Ahora, si se requiere de esas minorías, para sacar adelante proyectos importantes para el país, pues sí, para eso existen las negociaciones; y en todo caso, habría que ver que ofrecen a cambio, esas minorías; pero eso de que, te presto mi silla, para que crean que nos llevamos bien; sinceramente, ya no aplica, ni el pueblo se traga más, esos cuentos chinos.

El que aprovechó este dengue, una vez cumplida su misión, para salir por la puerta grande, como los viejos toreros, fue Porfirio Muñoz Ledo, quien, a pesar de sus 86 años y su macerado estado, aun le gira la canica. Dicen, ningún dengue lo asusta, y ya ni los mosquitos lo pican, por aquello, de los mentados alcoholímetros.

El Mosquito.

Temas

Comentarios