Secciones
Conjeturas: Ackerman, esposo de Eréndira, contra las mujeres
Influencers

Conjeturas: Ackerman, esposo de Eréndira, contra las mujeres

Álvaro Cepeda Neri: Colaborador de La Verdad

por LaVerdad

Conjeturas: Ackerman, esposo de Eréndira, contra las mujeres

Conjeturas: Ackerman, esposo de Eréndira, contra las mujeres

I. El antifeminismo es ya un apéndice del partido Morena con el que buscan “hacer historia”, como se deduce de la nota (El Financiero: 20/VIII/19) donde un colectivo de mujeres, además, lo responsabiliza de “cualquier, ataque, condenamiento o señalamiento” que pueda recibir alguna integrante de las mujeres que han protestado por la sistemática y metódica violación a sus derechos; junto a un sinnúmero de agresiones que han llegado a los homicidios con o sin ultraje sexual. Hechos que ya representan una epidemia machista que los funcionarios del país y de la capital del mismo, fueron dejando de lado hasta generar el infierno del que no todas sobreviven. Y ante lo cual han tenido que ganar las calles de las principales ciudades del país para, con su justificado enojo, protestar y advertir que lo seguirán haciendo a pesar de los regaños tanto de Claudia Sheinbaum como de Andrés Manuel López Obrador, con los que han censurado los actos que han llevado a cabo para mostrar su indignación, porque quienes están obligados a mantener el máximo de seguridad no han cumplido.

II. Resulta que el señor John Ackerman, esposo de la titular de la Función Pública, doña Irma Eréndira Sandoval, abusando de su derecho a la libertad de expresión (que ejerció furiosamente en una revista para justificar al morenismo de López Obrador para abajo), se permitió señalar a la organización femenina del ITAM: “Cuarta Ola”, de haber sido la que, con provocaciones alteraron la marcha del 16 de agosto pasado. Ese es un señalamiento-acusación sin pruebas y solamente porque el señor Ackerman es un defensor a ultranza de los abusos gubernamentales; tanto por convicción como porque tiene intereses personales con el lópezobradorismo, donde su cónyuge es la mencionada. Las mujeres han salido a impugnar el acto del investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas de la UNAM, porque lo consideran difamador. Y es que contra las mujeres hay, desde la élite lópezobradorista y sus defensores, una peligrosa embestida para tratar de impedir que protesten y sobre todo en la capital del país, ya que alegan sus atacantes, ponen en evidencia que no hay cumplimiento de las obligaciones y por eso existe inseguridad e impunidad.

III. Las mujeres señalaron al defensor de la “Cuarta Transformación”, es decir: “el estadounidense doctor en Derecho y  Sociología”: John Ackerman, de estar difamando las protestas, únicamente porque a la cúpula gobernante desde el presidencialismo y la Jefatura de Gobierno de la Ciudad de México, no les gustan las críticas y menos las manifestaciones que exhiben cómo esos funcionarios, en sus áreas de competencia, son omisos. Y cuando les recuerdan sus fallas, estos inmediatamente reaccionan con violencia y censuran que ellas salgan a defenderse y a exigir el imperio de la ley para atender las demandas femeninas. Así que es todo un acierto denunciar al abogado, pues es claro que sus infamias y difamaciones son una conducta que puede provocar más ataques contra ellas; ataques que nacen de que un lópezobradorista se erija en acusador gratuito como portavoz antifeminista.

Temas

Comentarios