Secciones
Columna vertebral
Influencers

Columna vertebral: Palo a la naturaleza

Dahemont: Colaborador de la Verdad

por LaVerdad

Columna vertebral

Columna vertebral

Luego de des- AMPARAR a los ciudadanos que padecemos el bombardeo cotidiano de los agroquímicos utilizados en la producción de alimentos, MONSANTO, la firma que por décadas ha infectado las tierras de cultivos, el proceso de industrialización de los frutos obtenidos de las parcelas, las zahúrdas, granjas avícolas, contaminando la floración y de paso el habitad de las abejas, etc., ahora nos enteran por los impartidores de la Justicia, desde la Suprema Corte que dicha empresa seguirá siendo la encargada de proveer y seguir esparciendo sus venenos para el consumo humano …

Dos ejemplos al canto: las zahúrdas y las granjas avícolas han perforado el subsuelo a más no poder y contaminado los mantos acuíferos de la entidad yucateca, dejando en la indefensión a los pobladores que rodean estas industrias y, lo peor, al preguntarle a los responsables de gobierno en sus tres niveles, estos, dijeron con total desparpajo, “ese, no es nuestro pedo”, o sea, desajenándose del problema, ignorando olímpicamente el mal que corroe las entrañas de las corrientes subterráneas e incluso esparciendo su veneno por los vertederos que luego afloran hasta alcanzar los márgenes marinos y continuar su cadena mortal hasta no saber donde…

Empero, la cosa no para ahí, toda la producción de cárnicos y derivados (Pollo, huevo, cerdo, res) y los vegetales que reciben el líquido químico que es absorbido por las plantas y por ende, sus frutos llegan hasta nuestras mesas con el veneno inoculado.

EL CONTUVERNIO EMPRESA/GOBIERNO…

En cierta ocasión, entreviste a un buen amigo porteño y enamorado de las investigaciones para contrarrestar estos males provenientes de los agroquímicos. El, apoyaba a los jóvenes estudiantes del ITA de Conkal, donde desarrollaron un producto inocuo totalmente, incluso se puede ingerir sin causar daño alguno a la persona, que su aplicación sobre las plantas era benéfica para combatir toda clase de insectos dañinos como el Gusano Barrenador, el “salibazo” de la mosca entre otras plagas del campo. Hete aquí, que le propuse gestionar ante un funcionario de Desarrollo Rural del Estado, para que su producción sea adquirida dentro del presupuesto anual, acción que aceptó para que sus “superiores federales” cuando menos una parte del mismo se destinara en apoyo a los jóvenes emprendedores… Tiempo después, nada de nada, la respuesta fue: Existen compromisos nacionales con MONSANTO y es a esa empresa a quien se le debe seguir comprando.

O sea, les importó un cacahuate a los jerarcas que mangonean el presupuesto que el pueblo paga con sus impuestos, nada les mueve la conciencia la mala salud del pueblo ni de las futuras generaciones que ven disminuida su condición física incluso, con miles de enfermos cancerosos por efectos del veneno químico que se les suministran sin piedad como conservadores enlatados, embutidos empacados, embotellados y mil formas más, dando paso a la saturación de hospitales, clínicas y centros de salud donde el “paciente” pasa las Caín en pasillos y largas esperas que nadie resuelve y solo sirve para hacer promesas políticas sin tocar un ápice la raíz del problema…

Por otra parte, a nivel nacional, se dictan medidas ESTUPIDAS para limitar a los investigadores, se cierran programas que ven nulificados los avances logrados, quitan de tajo becas, postgrados, doctorados, como queriendo regresar a la era de las cavernas, se les descalifica llamándolos peyorativamente “Expertos”, degradando sus estudios y conminándolos a quedarse en el extranjero propiciando la “fuga de cerebros” pues aquí, en el suelo patrio, solo los chicharrones del tlatoani valen, “Tu eres un fifí” y si tienes tele, ahí te vez. ¡¡QUE DESGRACIA!!.

No se trata solo de criticar, hay que dar soluciones, con cosas lógicas, limpiando el camino empedrado de corrupción, de tanta inmundicia regada junto con los lixiviados de MONSANTO, pero hay que esperar e ir creando conciencia para aportar como ya lo están haciendo naciones enteras del “Viejo Mundo”, donde la realidad industrializada les hizo ver su futuro. Amén / DHM/NEWS…

Temas

Comentarios