Secciones
Vendió su riñón para poder comprar un iPhone. Ahora vive postrado en una cama
Estilo y Vida

Vendió su riñón para poder comprar un iPhone. Ahora vive postrado en una cama

¿Hasta dónde serías capaz de llegar por un celular? Un chico de China decidió vender su riñón con tal de comprarse un iphone, pero no contaba con que terminaría postrado en una cama por el resto de su vida.

por LaVerdad

Vendió su riñón para poder comprar un iPhone. Ahora vive postrado en una cama

Vendió su riñón para poder comprar un iPhone. Ahora vive postrado en una cama

Vivir con un sólo riñón es posible, sólo es necesario someterse a algunas pruebas físicas y sobre hábitos (rutina diaria, alimentos, ejercicio, entre otros), para identificar si eres candidato para la operación y conocer tu viabilidad de supervivencia.

Ahora bien, no es lo mismo perder un órgano por culpa de una enfermedad o porque decidiste donarlo, a hacerlo por dinero.

Tal fue la situación de Xiao Wang, quien con tan sólo 17 años y desesperado por comprar un iphone, decidió contratar una red ilegal de tráfico de órganos, sin que su familia se enterara, para vender su riñón.

Un chico de China decidió vender su riñón para poder comprar un iphone.

Al asegurarle que podría sobrevivir con uno solo, se sometió a la operación y a cambio, el joven estudiante de la provincia de Hunan, en el sur de China, recibió 3 mil dólares con los que se compró un iphone y un ipad.

No obstante, el procedimiento fue realizado en una clínica ilegal y eventualmente el precio que pagó fue mucho mayor.

Durante la operación, Xiao Wang contrajo una infección que se convirtió en una insuficiencia renal, lo que actualmente, 8 años después, lo tiene postrado en una cama conectado a una máquina de diálisis y con asistencia médica las 24 horas del día.

Durante la operación, Xiao Wang contrajo una infección que se convirtió en una insuficiencia renal.

El caso fue conocido mundialmente después de que su madre le preguntara de dónde sacó el dinero para comprarse los artículos de la marca Apple, y fue ahí que le confesó que había vendido su riñón.

La historia llegó a medios locales y después de hacer la denuncia, las autoridades chinas arrestaron a 9 personas: los médicos que le extrajeron el riñón y los miembros de una banda que traficaba con órganos humanos.

Las condenas fueron entre 3 y 5 años de prisión y la familia de Wang recibió una  indemnización de aproximadamente 200 mil dólares.

Temas

Comentarios

Te puede interesar