Secciones
Un físico marcado no siempre es señal de buena salud. Foto: ZOOM.me
Estilo y Vida

Un físico “marcado” no siempre es señal de alguien sano, según entrenadores

2 entrenadores personales que han luchado con su salud explican por qué un "físico marcado" no siempre significa que alguien está sano

por LaVerdad

Un físico marcado no siempre es señal de buena salud. Foto: ZOOM.me

Un físico marcado no siempre es señal de buena salud. Foto: ZOOM.me

Tener un "físico marcado" no debe equipararse con estar en forma y saludable, según entrenadores personales. Te contamos acerca de las experiencias de Ben Carpenter y Hayley Madigan sobre su cuerpo y su salud.

Para Hayley Madigan, un cuerpo "marcado" se produjo a costa de su salud mental, y ella era la menos saludable que había tenido. Ben Carpenter, mientras tanto, sufre de enfermedad de Crohn y enfermedades inflamatorias del intestino, lo que dificulta el aumento de peso, pero la gente todavía ve su físico como objetivos de fitness.

Salud y ejercicio de Madigan

Los entrenadores dijeron que a veces el físic, que asociamos con la salud máxima proviene de la adopción de un estilo de vida increíblemente poco saludable. Hace cinco años, la entrenadora personal Hayley Madigan era la más delgada que jamás había estado, con un peso de alrededor de 50 kg (110 libras). Compitió con éxito en competencias de bikini durante tres años.

Madigan, ahora de 30 años, ha estado en un lugar mucho más saludable durante los últimos dos años (ahora pesa alrededor de 60 kg (132 libras), pero dice que muchas personas consideraban que su cuerpo anterior era objetivos de acondicionamiento físico, a pesar de que su salud mental sufría drásticamente.

Una dieta estricta y entrenamientos dos veces al día llevaron a Madigan a perder su período durante tres años debido al estrés que sufría su cuerpo. Pesaba todo lo que comía y seguía obsesivamente las calorías, y nunca socializaba. Ella entrenó porque tenía que hacerlo, no porque lo disfrutara o por los beneficios para la salud, se entrené para lucir de cierta manera.

 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

I’ve been posting images like these for over 2 years ���� This isn’t something that has only just started now. This is a movement that has finally been ACCEPTED and shown the attention it deserves to help women feel better about themselves! Lockdown and quarantine has highlighted the pressure on mental health and the pressure we put on our bodies day in day out. This is a movement that NEEDS to be shown to the world to HELP people! This a movement that is so important for our younger generation and our children to see and to hear and to be a part of ... When I was growing up images in the media were PURELY just 6ft edited lean models, with perfect skin, perfect hair, perfect bodies and not an ounce of fat ever shown. For me personally, posting images like these - that wouldn’t have been deemed socially acceptable a few years back, allows me to feel confident in accepting my body at all angles, in all lighting and embracing parts of my body that I didn’t always like. We NEED to tell our younger generation that it’s OKAY to not be perfect. It’s okay to NOT have perfect skin, a perfect face, a flawless body etc. You do you ... if you want to show the world reality, you go do it! But if you prefer to show posed images then that’s okay too, as long as you aren’t looking for validation from others whilst doing either then it really doesn’t matter because remember self-approval and self-acceptance is more important than other people’s opinions �� #HowMyHealthLooks #instavsreality

Una publicación compartida por Hayley Madigan (@hayleymadiganfitness) el

Madigan menciona: Puede que pareciera que estaba 'en forma', pero estaba tan enferma, mi salud ósea se estaba agotando debido a la pérdida del ciclo menstrual, mi cabello, piel y uñas se vieron afectados, y mi salud general se estaba reduciendo debido a que no me alimentaba mi cuerpo los nutrientes que necesitaba.

Salud y ejercicio de Carpenter

Ben Carpenter, un entrenador personal que ha sufrido la enfermedad de Crohn y enfermedades inflamatorias del intestino durante años le resulta difícil aumentar de peso. Era un entrenador personal y estaba en 'buena forma' según los estándares culturales estereotipados: bastante musculoso y con un paquete de seis.

Pero cuando Carpenter, ahora de 33 años, tuvo su primer ataque intenso de enfermedad inflamatoria intestinal alrededor de los 20 años, pasó seis noches en el hospital durante unos meses y perdió alrededor de 22 kg (48 libras) de peso corporal.

Ben comenta: Estaba extremadamente frágil y estaba tan débil que una vez me caí en las escaleras en medio de la noche y no podía levantarme por mi cuenta, incluso cuando había una barandilla para tirarme. Me senté varado pidiendo ayuda hasta que mi hermano vino a ayudarme. Estaba muy lejos de mi período más saludable y en forma.

Carpenter se enfrenta a una lucha constante en la que muchos alimentos no le sientan bien, pasan directamente a través del cuerpo, lo que ha provocado una desnutrición y una anemia tan graves que su cuerpo no respondió a las tabletas de hierro recetadas y requirió infusiones en el hospital.

La alimentación desordenada abunda en la industria del fitness.

Ya sea que sea un entrenador personal o un influencer, cuando el fitness es su carrera y su forma de pagar las cuentas, existe una presión real para mantener su cuerpo en la mejor condición "perfecta". La alimentación desordenada abunda en la industria del fitness, y muchos entrenadores e influyentes sienten la presión de ser delgados para obtener más negocios. La industria del fitness pone un énfasis desproporcionadamente fuerte en cómo te ves más que en la salud física o mental.

Al igual que Madigan, en el pasado Carpenter ha llevado su cuerpo al extremo en la búsqueda de objetivos físicos, desarrollando una mentalidad de atracones y restricciones y una relación poco saludable con la comida.

TE PUEDE INTERESAR: Vigorexia, el problema del ejercicio en exceso

Si bien es cierto que el sobrepeso puede conducir a una variedad de problemas de salud, un tema que está en la vanguardia de la mente de muchas personas luego de una investigación que relaciona la obesidad con un mayor riesgo de muerte por COVID-19, estar muy delgado no es necesariamente una señal de buena salud.

Temas

Comentarios