Estilo y Vida

¿Por qué las mujeres pueden tener un deseo sexual bajo? ¿Qué hacer al respecto?

¿Por qué las mujeres pueden tener un deseo sexual bajo? ¿Qué hacer al respecto? Foto:Psychology

¿Por qué las mujeres pueden tener un deseo sexual bajo? ¿Qué hacer al respecto? Foto:Psychology

Conoce las causas por las cuales el desempeño sexual de las mujeres es bajo y que hacer para solucionarlo.

Por Lucero Cetina

14/03/2021 03:06

No existe una cantidad normal de deseo sexual. La cantidad correcta es la que le parezca adecuada. Sin embargo, muchas mujeres sienten que su deseo sexual es demasiado bajo, La Verdad Noticias te invita a seguir los siguientes consejos si consideras que al igual que muchas mujeres tu interés sexual es casi nulo.

Un estudio de 2008 encontró que, entre una encuesta de más de 30,000 mujeres estadounidenses, el 15% de las mujeres de 45 a 64 años y el 11% menores de 44 informaron problemas importantes con el bajo deseo sexual. Existen muchas razones por las que su deseo sexual, a continuación te mencionamos 5 de las razones más comunes y cómo mejorarlas.

Alteración de hormonas durante la menstruación

Hormonas de la menstruación. Foto: Psicoactiva

Kate Thomas, directora de servicios clínicos de la Clínica de Sexo y Género de Johns Hopkins dice que los niveles de hormonas sexuales como el estrógeno, la testosterona y la progesterona cambian a lo largo de su ciclo menstrual, lo que puede afectar su deseo sexual y disminuir el interes por tener relaciones sexuales con su pareja. Se sabe que la progesterona puede tener un impacto negativo en la sexualidad; sin embargo, el papel del estrógeno se comprende menos.

Es posible que notes que tu deseo sexual es más alto alrededor de la mitad de tu ciclo, mientras estás ovulando, pero puede bajar en otros momentos, como durante tu período. Esto se debe en parte a que los niveles de progesterona aumentan una vez que termina de ovular, ya que su cuerpo se prepara para menstruar. Sin embargo, los aumentos y disminuciones del impulso sexual parecen ser bastante individuales.

Control de natalidad hormonal

Controles de natalidad. Foto: Vive salud

Los métodos anticonceptivos hormonales, para llevar a cabo el control de la natalidad, como la píldora, los anillos vaginales y los DIU hormonales están relacionados con un menor deseo sexual en las mujeres propiciando su desinterés a la hora de mantener relaciones sexuales con su pareja. Esto se debe a que los anticonceptivos hormonales reducen los niveles de testosterona, lo que conduce a un menor deseo sexual.

Tener menos testosterona en su cuerpo también puede hacer que su vulva y clítoris se sientan menos sensibles, lo que puede hacer que el sexo sea menos atractivo para las mujeres. Una revisión de 2013 encontró que el 15% de las mujeres que tomaban píldoras anticonceptivas informaron que su deseo sexual había disminuido desde que comenzaron a tomar la píldora anticonceptiva. Si tiene problemas sexuales mientras usa anticonceptivos, hable con su ginecólogo sobre otras opciones no hormonales como el DIU de cobre.

Antidepresivos

Antidepresivos. Foto:Clinic mayo

La depresión es una de las principales razones para no querer tener relaciones sexuales o no poder concentrarse cuando uno está comprometido sexualmente. Los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina (ISRS) son un tipo de medicamento antidepresivo que puede reducir su deseo sexual. Algunos ISRS comunes son sertralina (Zoloft) y escitalopram (Lexapro). Los ISRS funcionan elevando los niveles de serotonina en el cerebro, lo que puede ayudar a mejorar su estado de ánimo. Pero los niveles más altos de serotonina también pueden hacer que te sientas menos interesado en el sexo.

Muchas mujeres informan una disminución del deseo sexual cuando toman ISRS, pero el efecto secundario más común es la dificultad para alcanzar el orgasmo. Esto es importante porque si no puede alcanzar el orgasmo, es posible que se sienta menos interesado en tener relaciones sexuales. Si tiene estos síntomas, es posible que desee hablar con su médico sobre cambiar su dosis o probar un medicamento diferente.

Diabetes

Diabetes. Foto: Healthy

Las mujeres que padecen de diabetes tienden a reducir su deseo sexual, especialmente si sus niveles de azúcar en sangre no son estables. Cuando su diabetes no está bien controlada, es más probable que tenga  daños en los nervios y problemas con la circulación sanguínea, lo que podría afectar el deseo sexual. La diabetes afecta los pequeños vasos sanguíneos y los nervios que alimentan e inervan la región genital. Por lo tanto, las personas que viven con esta enfermedad pueden experimentar una falta de sensación y sentimiento hacia el interés sexual.

De acuerdo con la investigación: Un estudio de 2012 encontró que las mujeres que tomaron insulina para la diabetes tenían el doble de probabilidades de informar una baja satisfacción sexual general que las mujeres sin diabetes. Trabajar con su médico para controlar su diabetes puede ayudarle a recuperar su deseo sexual y facilitar que se sienta excitado.

No dormir lo suficiente

No dormir lo suficiente. Foto: Computer Hoy

Perderse el sueño puede alterar su sistema nervioso, que controla la mayoría de sus funciones corporales, incluido su deseo sexual. Cualquier cosa que interrumpa el ajuste fino de este sistema, como la falta de sueño, tendrá un impacto negativo en la sexualidad. Para lidiar con el estrés de la falta de sueño, su cuerpo produce más de una hormona del estrés llamada cortisol, mientras disminuye sus niveles de hormonas sexuales como el estrógeno y la testosterona. Cuando estas hormonas bajen, su deseo sexual también lo hará.

No dormir lo suficiente también puede hacer que se sienta irritable y fatigado, lo que puede hacer que sea más difícil ponerse de humor. Dormir las 7-9 horas recomendadas por noche puede ayudar a equilibrar sus hormonas, su estado de ánimo y su deseo sexual. Reducir las actividades estresantes, hacer ejercicio y practicar técnicas de relajación como la respiración profunda puede ayudar a desestresarse y dormir profundamente.

Hay muchas razones por las que su deseo sexual puede ser bajo, y hablar con su ginecólogo, terapeuta o médico de atención primaria puede ser la mejor manera de averiguar qué está afectando su deseo sexual y cómo solucionarlo. Es esencial que una mujer con quejas de bajo deseo sea evaluada a fondo para determinar qué factores la están impidiendo.

¿Variante brasileña de Coronavirus podría afectar a toda Latinoamérica? Síguenos en Twitter para mantenerte informado.

Lee también