Secciones
Usar jabón íntimo para cuidar tu salud femenina es opcional. Foto: www.shutterstock.com
Estilo y Vida

Jabón íntimo femenino ¿podría dañar tu salud?: razones para decirle "NO"

Descubre por qué no sería tan buena idea usar jabones íntimos: ¿pone en riesgo tu salud vaginal?

por LaVerdad

Usar jabón íntimo para cuidar tu salud femenina es opcional. Foto: www.shutterstock.com

Usar jabón íntimo para cuidar tu salud femenina es opcional. Foto: www.shutterstock.com

¿Usas jabón íntimo femenino?, si eres una mujer que se interesa por su salud y bienestar vaginal seguro que los has probado, es inevitable no hacerlo cuando todo el tiempo escuchamos sólo acerca de sus beneficios, pero ¿realmente lo necesitamos?, ¿es tan bueno como nos lo pintan?, en esta ocasión te hablaremos de aquello que pocos revelan y que creemos es importante que conozcas antes de caer en la tentación de comprar uno.

En el año 2016, la ginecóloga Natalia Pérez, advirtió a la BBC sobre el daño que los jabones perfumados pueden provocar en la flora vaginal ya que los componentes químicos que poseen, la modifican.

Aunque en un principio comentó que los más adecuados son aquellos que se hacen a base de glicerina, o los que están hechos específicamente para la higiene íntima, también advirtió que aquellas personas que ya sufren de afecciones en la piel de la vulva, deben alejarse de ellos, pues lo más viable en su condición, es lavar únicamente con agua, pues declaró:

“...en algunas personas se desaconseja cualquier tipo de jabón y se indica el lavado sólo con agua".

Aunque claro, enfatizó que solo era necesario hacerlo si realmente eras demasiado alérgica como para usar los jabones íntimos femeninos, pero ¿por qué tendrías que usarlos si después de todo es opcional?, y ya que estamos cansados de saber los beneficios, ¿realmente cuidan tu zona íntima?, pues una investigación estadounidense pone en tela de juicio su rendimiento cómo un factor de cuidado vaginal.

Usar jabones con aroma pueden modificar la flora vaginal natural. Foto: www.shutterstock.com
Usar jabones con aroma pueden modificar la flora vaginal natural. Foto: www.shutterstock.com

Los científicos Penny Hitchcock y Nancy Alexander, ambos de diversos departamentos de los Institutos Nacionales de Salud (NIH) de Estados Unidos, realizaron un estudio en el año 2014 que fue publicado por el Centro Nacional para la Información Biotecnológica (NCBI por sus siglas en inglés).

En su investigación los expertos revelaron que las sustancias químicas como la glicerina en diversos productos de higiene personal, pueden dañar las células epiteliales de la vagina si llegan a tener contacto con ella e incluso elevar el riesgo de contagio de Enfermedades de Transmisión Sexual (ETS).

Al respecto, la directora de ciencia e investigación de Women's Voices for the Earth (WVE), Alexandra Scranton, advirtió que el ecosistema vaginal es aún más sensible y absorbente que la piel normal y lamentó: 

“...sorprendentemente hay poca investigación sobre productos para el cuidado femenino".

Además, los científicos advirtieron que la vagina es capaz de absorber químicos sin metabolizarlos, por lo que incluso han explorado la opción de usar la vagina como un medio para aplicar medicamentos, aunque esto podría exponer aún más a la mujer a sustancias que podrían ser contraproducentes para su salud, cómo lo son los químicos que alteran el sistema endocrino o en inglés Endocrine Disrupting Chemicals (EDC).

La mucosa vaginal tiene mayor capacidad de absorción que la piel normal. Foto: www.shutterstock.com
La mucosa vaginal tiene mayor capacidad de absorción que la piel normal. Foto: www.shutterstock.com

Los EDC, bloquean o interfieren la acción hormonal, elevando el riesgo de padecer cáncer e incluso el deterioro reproductivo de hombres y mujeres, eso de acuerdo con un artículo publicado en la revista científica Nature.

Por otro lado, la NCBI publicó un estudio realizado en el año 2019 sobre un producto intravaginal de la marca Etos, el cual aseguraba mantener el pH vaginal en equilibrio y contaba con ácido láctico, el cual está vinculado con el bienestar del ecosistema vaginal, es decir que permite el crecimiento de lactobacilos que ayudan a proteger la zona íntima femenina de las infecciones. 

Los análisis se realizaron en 25 mujeres con edades de entre los 22 a 29 años, quienes fueron estudiadas durante el desarrollo de 3 ciclos menstruales, es decir al menos 3 meses; se indicó que las féminas usaban anticonceptivos orales combinados.

Las mujeres se ducharon tres veces a la semana en el segundo ciclo y comenzaron el primer día de ese mismo, además al momento de comenzar el estudio llenaron un cuestionario y se les pidió que todos los días escribieran en un diario sobre sus duchas vaginales, su actividad sexual y datos sobre su menstruación.

También, brindaron muestras vaginales cada dos días durante el primer y tercer ciclo, luego en el segundo las muestras fueron diarias; los expertos midieron con atención el pH de su zona íntima a mitad del periodo.

 Jabones íntimos para duchas vaginales podrían vulnerar tu salud vaginal. Foto: www.shutterstock.com
Jabones íntimos para duchas vaginales podrían vulnerar tu salud vaginal. Foto: www.shutterstock.com

Los resultados fueron contundentes, pues se reveló que el producto efectivamente no alteró el pH de la vagina o la composición de la microbiota vaginal (VM); sin embargo, sí abrió la posibilidad para que exista VM anaeróbica diversa, particularmente durante el ciclo menstrual.

Claramente, el estudio señaló que las duchas vaginales combinadas además con dichn jabón íntimo fueron son capaces de elevar el riesgo de infecciones por Candida albicans, en comparación con no practicarlas, entonces ¿realmente necesitas exponer tu cuerpo a estos químicos?

Otro punto a considerar antes de elegir un jabón íntimo es que el pH de la vagina nunca es el mismo, pese a que la revista Decana de Especialidad, Toko-Ginecología Práctica, en el ejemplar titulado ‘Ácido Láctico y Salud Vaginal’ asegura que el pH ideal de la mujer se debe encontrar en el 3.5 y 4.5 de acidez, este puede cambiar durante el ciclo menstrual, el embarazo, la menopausia o por algún otro factor que promueva está modificación.

Derivado de lo anterior es necesario que antes de que tomes una decisión, acudas con tu ginecólogo de confianza, para identificar si tu condición de salud intima requiere o no el uso de este producto, y no lo adquieras solo porque está de moda, ya que no todas las marcas usan los mismos componentes y podrías estar dañando tu salud mientras crees cuidarla.

No pongas en riesgo tu salud vaginal, y pregunta a tu ginecólogo si realmente necesitas usar un jabón íntimo. Foto: www.shutterstock.com
No pongas en riesgo tu salud vaginal, y pregunta a tu ginecólogo si realmente necesitas usar un jabón íntimo. Foto: www.shutterstock.com

Ahora que sabes un poco más sobre los efectos que podrían tener los jabones íntimos, deberías pensar al menos dos veces antes de hacer este producto indispensable en tu higiene femenina, mientras lo meditas, mantente lejos de los jabones con aroma o color, y opta por jabones neutros.

TE PUEDE INTERESAR: La flora vaginal en cada etapa de la mujer

Además, recuerda no lavar tu zona íntima más de una vez al día, a menos que la condición de salud lo amerite, recuerda lo que dice el profesor de biofísica de la Universidad Johns Hopkins, Richard Cone:

"El epitelio vaginal ... es altamente permeable al agua de una manera que nuestra piel no lo es".

Con información de BBC, Hola, NCBI, arafarma.com, saludsindanio.org, nature.com y de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos.

Temas

Comentarios