Estilo y Vida

Cómo funcionan las vacunas y por qué son tan importantes

Cómo funcionan las vacunas y por qué son tan importantes

Cómo funcionan las vacunas y por qué son tan importantes

Nos exponen a un patógeno leve y ayudan a nuestro sistema inmunológico a generar anticuerpos, así es cómo funcionan las vacunas.

Por Naye Valdez

28/04/2021 07:16

Las vacunas son productos que protegen a las personas contra muchas enfermedades que pueden ser peligrosas e incluso mortales. A diferencia de la mayoría de los medicamentos que tratan o curan enfermedades, las vacunas evitan que usted contraiga la enfermedad en primer lugar, por eso en La Verdad Noticias te explicaremos cómo funcionan las vacunas.

Las vacunas contienen partes debilitadas o inactivas de un organismo en particular (antígeno) que deben introducirse a nuestro cuerpo para entrenar al sistema inmunológico a reconocer y combatir los patógenos, para así desencadenar una respuesta inmune al crear anticuerpos.

Se cree que la primera vacuna creada fue la de la viruela, desarrollada por Edward Jenner, un médico rural. Él había mostrado mucho interés en curar la enfermedad. Se dice que en 1796 tras varias investigaciones Jenner decidió hacer un experimento que podía ser mortal.

El médico tomó pus de las lesiones de viruela de una vaca (viruela vacuna) y se lo untó a James Phipps, un niño de apenas ocho años. El niño presentó una enfermedad leve, pero se recuperó bastante rápido, así que Jenner decidió tomar una ampolla de la viruela (humana) y se la aplicó al menor.

Asombrosamente James no desarrolló la enfermedad, tampoco contagió a nadie pese a tener en su cuerpo el virus, fue así que demostró por primera vez como funcionan las vacunas

Explicación cómo funcionan las vacunas a los niños

Los niños son capaces de entender cómo funcionan las vacunas

La inmunidad, lograda muchas veces gracias a la vacunación, es la forma que tiene el cuerpo de prevenir enfermedades, pero ¿cómo funcionan las vacunas en los niños? Cuando su bebé nace, su sistema inmunológico no está completamente desarrollado, lo que puede ponerlo en mayor riesgo de infecciones. Las vacunas reducen este riesgo de infección.

Las vacunas utilizan cantidades muy pequeñas de antígenos para ayudar al sistema inmunológico del niño a reconocer y aprender a combatir enfermedades graves. Los antígenos son partes de gérmenes que hacen que el sistema inmunológico del cuerpo funcione y desarrolle anticuerpos.

Puede considerar a los anticuerpos como los soldados en el sistema de defensa de su cuerpo. Cada anticuerpo, o soldado, en nuestro sistema está entrenado para reconocer un antígeno específico. Tenemos miles de soldados (anticuerpos) diferentes en nuestros cuerpos.

Cuando el cuerpo humano se expone a un antígeno por primera vez, el sistema inmunológico necesita tiempo para responder y producir anticuerpos específicos para ese antígeno, es decir requiere tiempo para que los soldados se preparen para la batalla. Es así como funcionan las vacunas, entrenando a nuestros cuerpos.

La mayoría de las vacunas son inyectables, sin embargo muchos de los niños suelen tener miedo a las agujas. Esta fobia generalmente comienza alrededor de los cinco años y puede durar hasta la edad adulta. El miedo a las agujas y las inyecciones es conocido como tripanofobia, y suele ser bastante común. Como todo miedo irracional esta fobia se puede controlar y superar.

Para que los niños no teman se recomienda no usar las inyecciones como una amenaza, no llevarlos engañados a vacunarse, ser comprensivos con ellos y distraerlos al momento de la inyección para que no piense en la aguja, así mismo es importante no menospreciar sus miedos.

A continuación, encontrará las vacunas más comunes que se usan en niños en México:

  • Hepatitis B - HepB 
  • Rotavirus - RV
  • Difteria, tétanos y tos ferina ( tos ferina ) - DTaP.
  • Vacuna contra la influenza o gripe estacional
  • Sarampión, paperas y rubéola MMR
  • Vacuna contra el virus de la varicela - VAR
  • Hepatitis A - HepA

Cómo reaccionan las vacunas contra los virus

Las vacunas generan inmunidad contra enfermedades

Ahora que hemos entendido cómo funcionan las vacunas es importante entender cómo nos protegen en el futuro. Una vez que nos aplican la vacuna nuestro cuerpo produce anticuerpos que combaten las enfermedades, también crea células de memoria productoras de anticuerpos, que permanecen vivas incluso después de que los anticuerpos derrotan al patógeno.

Si el cuerpo se expone al mismo patógeno más de una vez, la respuesta de anticuerpos es mucho más rápida y efectiva que la primera vez porque las células de memoria están listas para bombear anticuerpos contra ese antígeno.

Esto significa que si la persona se expone al patógeno peligroso en el futuro, su sistema inmunológico podrá responder de inmediato, protegiéndolo contra la enfermedad y evitando que se contagie.

Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado.