Estilo y Vida

5 Métodos anticonceptivos para ellas, evita embarazos no deseados y ETS

Los 5 principales métodos anticonceptivos. Foto:Meddi

Descubre los principales métodos anticonceptivos que debes usar para planificar un embarazo y evitar las ETS

Por Lucero Cetina

23/02/2021 03:13

Si tienes una vida sexual activa, es importante que conozcas los principales métodos anticonceptivos para evitar embarazos y enfermedades de transmisión sexual o ETS.
Si tienes duda en el uso de algunos, consulta a un profesional de la salud para encontrar el método anticonceptivo que más se ajuste a tus necesidades.
Para conocer un poco acerca del uso, tratamiento y efectividad de cada uno, La Verdad Noticias te describe los principales 9 métodos que te ayudarán a planificar un embarazo.
La sexualidad es parte integral de los seres humanos pues busca satisfacer ciertas necesidades como el amor, el placer o el deseo de contacto con otra persona. Sin embargo, es responsabilidad de cada uno de nosotros asumir una sexualidad saludable.

Esta sexualidad saludable se traduce en cuidarse y cuidar a la otra persona, y qué mejor forma de hacerlo que a través del uso de anticonceptivos. A continuación te enlistamos los principales métodos anticonceptivos.

Parche anticonceptivo

Su función es casi similar al de las pastillas o al del implante, pero con la diferencia de que debe reemplazarse cada semana.
El parche anticonceptivo es un pequeño adhesivo de forma cuadrada y de color similar a la piel que puede colocarse en el abdomen, parte superior del torso o del brazo. Tampoco es eficaz contra las enfermedades de transmisión sexual o ETS.
Es sencillo de usar, seguro y discreto. Contiene estrógeno y progestina que la piel absorbe lentamente. Se aplica una vez cada siete días, durante tres semanas: en total tres parches por una de descanso iniciando en tu menstruación que puedes poner en la nalga, el antebrazo, el abdomen o el omóplato (nunca en los senos). Su función es inhibir la ovulación y su efectividad es del 99.7%.

Parche anticonceptivo. Foto: Nueva mujer

El DIU o dispositivo intrauterino

El cobre del Dispositivo Intra Uterino altera las condiciones dentro del útero afectando el movimiento de los óvulos y los espermatozoides con la finalidad de prevenir la fertilización. El DIU es un pequeño dispositivo intrauterino de plástico flexible con cubierta de cobre, en forma de “T”. Un profesional de la salud lo inserta por el cuello uterino para prevenir un embarazo. Su efectividad es de un 99% aproximadamente y no previene contra enfermedades de transmisión sexual o ETS.
Tanto los DIU de cobre como los hormonales evitan embarazos al cambiar la forma en que se mueve el esperma, para que no pueda llegar a un óvulo. Si el esperma no llega a un óvulo, no se puede producir un embarazo. El DIU Paragard usa cobre para evitar embarazos. Al esperma no le agrada el cobre, de manera que el DIU Paragard hace que sea prácticamente imposible que llegue al óvulo.

DIU. Foto: 20 MINUTOS

Inyecciones anticonceptivas

Las inyecciones son uno de los anticonceptivos más prácticos y seguros qu existen. Además es reversible, es decir, cuando se suspende su aplicación, el cuerpo de la mujer comienza a ovular nuevamente, aunque esto puede tardar varios meses. La inyección anticonceptiva es un método que por lo general debe ser aplicado cada tres meses por un profesional de la salud. Este método no protege contra enfermedades de transmisión sexual.

Es segura y efectiva en un 99.7%. Se aplica de manera intramuscular en la nalga por medio de una jeringa y con el medicamento prellenado. Existen diversas presentaciones: la que contiene estrógeno y progesterona que se aplica de manera mensual o la que contienen sólo progesterona aplicada bimestral o trimestralmente, esta última se utiliza de preferencia en el período de lactancia.

Su mecanismo de acción es impedir la ovulación, cambia el moco cervical y modifica la capacidad de implantación del endometrio.

Inyección anticonceptiva. Foto: VIX

Pastillas anticonceptivas

Las pastillas anticonceptivas sólo deben utilizarse bajo prescripción médica. La función de estas pastillas es la de inhibir la ovulación e incrementar la viscosidad del moco cervical para evitar la entrada de los espermatozoides al útero. Por lo general se toman todos los días en una sola dosis, preferentemente a la misma hora para que su efectividad sea de un 99%. Las pastillas anticonceptivas no protegen contra las enfermedades de transmisión sexual (ETS).
Es el método más conocido y puede ser utilizado por períodos prolongados de tiempo. Existen dos presentaciones: las de 21 o 28 pastillas que se toman diariamente y de preferencia a la misma hora. Actúa inhibiendo la ovulación y ocasionando que el moco cervical se haga más espeso para que el espermatozoide no pueda llegar a fertilizar el óvulo. Su efectividad es del 99.8%.

Pastillas anticonceptivas. Foto: MAPFRE

 

Implante anticonceptivo

El Implante anticonceptivo tiene la finalidad de este implante es evitar la ovulación y modificar el moco cervical haciéndolo más espeso para impedir el paso de los espermatozoides al interior del útero. El implante anticonceptivo también conocido como implante hormonal subdérmico, es una pequeña varilla flexible que se coloca debajo de la piel, en la cara interna superior del brazo.
Es una pequeña varilla de plástico especial de 2 mm por 40 mm (similar a un cerillo) que requiere de una pequeña incisión para insertarlo bajo la piel del brazo con anestesia local; tarda de uno a dos minutos en ser colocado. Una vez en el brazo, tiene un efecto anticonceptivo de tres años: su mecanismo de acción es inhibir la ovulación.

Su porcentaje de efectividad es mayor al 99% y debido a que no protege contra enfermedades de transmisión sexual, es recomendable que combines su uso con un condón.

Implante. Foto: W radio

Clonan al primer hurón de patas negras en Estados Unidos, ¿salvarán a la especie de la extinción? Síguenos en Google News para mantenerte informado.