Estilo y Vida

5 Consejos para ayudar a los niños a lidiar con la ansiedad y el estrés

5 Consejos para ayudar a los niños a lidiar con la ansiedad y el estrés . Foto:Clínica internacional

5 Consejos para ayudar a los niños a lidiar con la ansiedad y el estrés . Foto:Clínica internacional

Especialistas recomiendan 5 cosas que debes hacer como padre para combatir la ansiedad y estrés de los niños en esta pandemia.

Por Lucero Cetina

12/03/2021 02:55

La pandemia puede tener consecuencias físicas y mentales a corto y largo plazo para algunos niños, por tal motivo, los pediatras están apoyando la resiliencia de sus propios hijos saliendo y manteniendo las rutinas. Controlar a los niños con regularidad y organizar la socialización virtual y en persona segura también ayuda. La Verdad Noticias te invita a conocer las alternativas que puedes ejecutar para ayudar a combatir el estrés de tus hijos.

Una revisión de la investigación, mostró cómo las pandemias están relacionadas con la depresión y la ansiedad en los niños. La pandemia actual también puede considerarse una fuente de experiencias adversas en la infancia, escribieron los autores del estudio, o situaciones como abuso, negligencia y uso de sustancias por parte de los padres que se asocian con problemas de salud física y mental en la edad adulta.

Los pediatras también están notando un aumento de peso anormal en el desarrollo en algunos niños, ya que muchos se mueven menos, comen más y duermen de manera irregular. Pero los pediatras dicen que hay pasos que incluso los padres agotados pueden tomar para apoyar la resiliencia natural de los niños.

Consultar con sus hijos

Hablar con ellos. Foto: UNICEF

La Dra. Candice Jones, una pediatra de Orlando cuyos hijos tienen 12 y cuatro años, dijo que la pandemia ha afectado más a su hijo mayor. Hablar con él con regularidad es clave. Preguntar: ¿Estás bien? ¿Te sientes feliz? ¿Te estás perdiendo algo en particular de la escuela?. Y realmente ver si hay algo más que puedas hacer para ayudar en esas áreas. Mantenernos conectados, hablar y sentirnos mutuamente es tan importante.

La Dra. Shilpa Patel, una pediatra con sede en Nueva Jersey, encuentra que una estrategia similar funciona para sus hijas, aunque en octavo y duodécimo grado son autosuficientes. Siempre trata de charlar con ellos: ¿Cómo van las cosas? ¿Cómo fue esto? ¿Cómo fue eso?, esto repercutirá en la buena comunicación de padres a hijos y permitirá la confianza para hablar sobre sus inquietudes y encontrar juntos una manera de afrontarlos.

Hacer actividades afuera

Actividades al aire libre. Foto: Rocío del Cerro

La Dra. Sara Bode, pediatra de atención primaria del Nationwide Children 's Hospital, dijo que sus tres hijos se las arreglan haciendo caminatas o jugando al fútbol afuera. Poder sobrellevar eso y salir a la calle realmente ha ayudado a su salud emocional y su capacidad de recuperación. De hecho, las investigaciones sugieren que los niños que juegan afuera son más inteligentes, más felices, más atentos y menos ansiosos que aquellos que juegan con más frecuencia adentro.

Sin embargo, ella y otros pediatras reconocieron que su privilegio les permite apoyar a sus familias de formas que otros quizás no puedan. Es por eso que su profesión ha sido llamada a recordar los sistemas más amplios que pueden facilitar o dificultar el acceso de los niños al aire libre y la buena nutrición. Los pediatras dicen que deben evaluar la inseguridad alimentaria, el acceso a alimentos saludables, las oportunidades para la actividad física segura, y animar a conectar a las familias con los recursos de la comunidad para ayudar con las necesidades financieras.

Limitar el uso de pantallas

Limitar el uso de pantallas. Foto: La Voz de Galicia

Afloje los límites de tiempo frente a la pantalla y considere la posibilidad de socializar en persona de manera segura para equilibrarlo. La Dra. Yolanda Evans, pediatra de Seattle, tiene tres hijos que han disfrutado de fiestas de cumpleaños virtuales, lecciones de música en video y chats de video con amigos todos los meses. También han ido a citas de juego físicamente distanciadas con máscaras en un parque local.

Jones también ha relajado los límites de tiempo frente a la pantalla para que su hijo, que ama los juegos, pueda jugar con su primo en otro estado y amigos de la escuela que no ha visto en persona. Otros amigos que sus hijos han visto en persona. Nosotros hemos estado haciendo algunas citas de juego muy pequeñas, solo uno o dos amigos o familias que también están a salvo, una especie de situación parecida a una manada.

Rutina en horario constante

Crear una rutina y horarios. Foto: Criar con sentido común

Cuando hablamos de rutinas, se hace referencia a aquellas actividades y horarios que se repiten diariamente, de manera sistemática y regular, que tiene por objetivo hacer de estas acciones repetidas, un hábito. Un estudio encontró que los niños que participan en los rituales familiares diarios, como cenar o leer juntos, tienden a ser emocionalmente más saludables y mejor adaptados socialmente que los niños con vidas diarias más impredecibles. La ansiedad adicional de la pandemia hace que las rutinas y su naturaleza relajante sean particularmente importantes para los niños.

Evans recomienda una rutina constante a la hora de acostarse, que incluye apagar todos los dispositivos electrónicos, cepillarse los dientes y leer al menos un libro antes de arropar a los niños. La gratitud también forma parte de su rutina. El especialista compartió: Hemos incorporado declarar tres cosas que disfrutamos durante el día y al menos una cosa que esperamos hacer mañana antes de irnos a dormir.

Permitir que tomen decisiones

Dejar que tomen decisiones. Foto: Guía infantil

Dejar que los niños elijan qué cereal comer, dónde hacer la tarea o cómo vestirse mejor para el clima puede conducir a un bienestar positivo tanto para ellos como para sus padres durante la pandemia, sugiere un estudio de enero. Cuando los padres les dan a sus hijos las llamadas "opciones dentro de los límites" de esa manera, en lugar de hacer demandas o dejarles hacer lo que quieran, es probable que sientan que se satisfacen sus necesidades, lo que al mismo tiempo los impulsó a continuar siendo padres de esa manera.

De acuerdo con una investigación, con el tiempo, los niños criados bajo este estilo de crianza se vuelven más independientes, confiados, empáticos, resilientes e intrínsecamente motivados. Darles opciones significa que los niños se las arreglan mejor, significa que están más regulados en su comportamiento, son menos emocionales. Entonces eso solo reducirá el estrés en el hogar y los padres estarán más felices.

Los expertos dicen que una de las cosas más importantes es tener padres amorosos y comprensivos que controlen su propio estrés. Los niños están reaccionando a la forma en que los padres están respondiendo a esta pandemia más de lo que están reaccionando al aumento o disminución en el nivel de actividad.

Por eso es fundamental que los padres sigan el cliché de ponerse primero su propia máscara de oxígeno. Los niños pequeños no sentirán nuestra ansiedad si no somos nosotros mismos un desastre. Ella recomendó programar su propio ejercicio y tratar de no estresarse demasiado para reemplazar todos los tipos de interacciones que sus hijos experimentan diariamente antes del coronavirus.

¿Variante brasileña de Coronavirus podría afectar a toda Latinoamérica? Síguenos en Twitter para mantenerte informado.