Espectáculos

Jennette McCurdy de iCarly se volvió anoréxica por culpa de su madre

La actriz se ha recuperado de todos sus trastornos alimenticios.

La actriz se ha recuperado de todos sus trastornos alimenticios.

Jennette McCurdy, ex estrella de iCarly, reveló a la revista People que luchó contra la anorexia, los atracones y la bulimia.

Por Luis Cisneros

14/10/2021 02:04

Jennette McCurdy guardó un oscuro secreto mientras protagonizaba la exitosa serie ‘iCarly’ y su spin-off ‘Sam and Cat’. En entrevista para la revista People, la cual fue publicada este jueves 14 de octubre, la actriz reveló que luchó contra trastornos alimentarios durante varios años, incluyendo la anorexia, los atracones y la bulimia.

“Fui un desastre durante mucho tiempo, pero ya no pienso en la comida de una manera obsesiva… Una vez no creí que eso no iba a ser posible”, mencionó la ex estrella de Nickelodeon.

La ex estrella de Nickelodeon se sinceró sobre sus problemas alimenticios en entrevista exclusiva para la revista People.

Según declaraciones realizadas a dicha revista, misma que La Verdad Noticias trae para ti, la ex actriz de Nickelodeon tenía 11 años cuando su madre Debbie le presentó la alimentación restrictiva. Ella también confesó que sufrió de abuso físico y mental, mismos de los que dará más detalles en un próximo libro de memorias que está escribiendo.

“Mi mamá dijo que podía enseñarme a contar calorías y que podíamos ser un equipo, pero que tenía que mantenerlo en secreto… Pensé que era una oportunidad para que mi mamá y yo estuviéramos más unidos”, añadió Jennette McCurdy.

Problemas alimenticios tras la muerte de su madre

Su madre le enseñó a contar calorías y le dijo que era su pequeño secreto.

La actriz, cuyo personaje Sam Pucket fue recordado en el reboot de iCarly, aseguró que llegó un momento donde vivía con 1,000 calorías al día y que había ocasiones en las que comía menos para que su mamá se sintiera orgullosa de ella. La revista People mencionó que McCurdy tenía anorexia cuando fue elegida para la serie de Nickelodeon.

Asimismo, reveló que nadie en el set sabía que ella estaba luchando contra el desorden, pues había decidido mantenerlo en privado: “Irónicamente, la marca registrada de mi personaje es que le encanta la comida… Tenía escenas en las que se suponía que debía estar comiendo y tenían un balde para escupir, pero me aterrorizaba que todavía quedaran calorías en mi cuerpo”.

Todo se complicó cuando cumplió 18 años y a su madre le diagnosticaron cáncer por segunda vez. Fue entonces cuando ella se inclinó hacia los atracones y comía todo lo que tenía a la vista. Debbie falleció en 2013 y la actriz declaró que comenzó a purgarse para hacer frente a la muerte de su madre y que incluso vomitaba hasta 10 veces al día.

“La bulimia se apoderó de mi vida muy rápidamente… Era un trabajo de tiempo completo, así que no había espacio para lidiar con los problemas o llorar a mi mamá”, declaró.

De igual modo, Jennette McCurdy recordó la vez que estaba vomitando en el baño de Miranda Cosgrove y se desmayó. Esa experiencia la dejó muy conmocionada: “Podría haber muerto, ahogándome con mi propio vómito”.

La revista People también reveló que en un momento, la actriz perdió un diente después de que los ácidos del estómago desgastaran su esmalte debido a los vómitos. Dicho incidente tuvo lugar en el baño de un avión y fue ahí donde ella se dio cuenta que necesitaba ayuda.

Jennette McCurdy tomó terapia

Jennette McCurdy ha dicho que sus trastornos han quedado en el pasado.

Por último, Jennette McCurdy atribuyó dos años de terapia dialéctica conductual intensiva (DBT) para ayudarla no solo a enfrentar los trastornos alimenticios, sino también para superar la muerte de su madre. Hoy, dijo que la comida ya no es su mecanismo de supervivencia: “No me he mareado, purgado o restringido en años… Y me siento muy profunda y fuertemente al decir que finalmente me he recuperado”.

¡Síguenos en Google News, Facebook y Twitter para mantenerte informado con las noticias de hoy!

Fotografías: Redes Sociales