Secciones
Mélina Soto es la coordinadora para México de la Iniciativa Arrecifes Saludables para Gente Saludable
Entrevistas

“No imagino mi vida sin el mar”

Mélina cuenta con una maestría en Biología Marina en el Instituto de Ciencias del Mar y Limnología de la UNAM con un proyecto de ecotoxicología sobre los efectos disruptivos endocrinos de los filtros solares en la especie carismático sargento mayor Abudefduf saxatilis.

por RaúlMay

Mélina Soto es la coordinadora para México de la Iniciativa Arrecifes Saludables para Gente Saludable

Mélina Soto es la coordinadora para México de la Iniciativa Arrecifes Saludables para Gente Saludable

Mélina Soto es licenciada en ciencias del medio ambiente marino gracias a un programa binacional entre País de Gales y Francia en la Universidad de Gales del Sur y el Instituto Nacional de Ciencias y Tecnologías del Mar.

Actualmente es la coordinadora para México de la Iniciativa Arrecifes Saludables para Gente Saludable, una organización que reúne los diferentes sectores involucrados con los recursos marino costeros para la protección del Sistema Arrecifal Mesoamericano.

¿Por qué decidiste estudiar biología?
Siempre he sido muy cercana al mar, desde pequeña mis papás me contagiaron de su pasión por el océano, vivimos en un velero, mi mamá me daba clases y viajabamos mucho. Crecí rodeada por la biodiversidad marina en la isla francesa caribeña Guadeloupe, ap rendí a bucear muy joven y creo que nunca me he imaginado vivir lejos de sus paisajes, su flora y fauna. Los capítulos de los documentales de JY Cousteau me inspiraron y aunque no tenía muy claro qué quería hacer, tenía la certeza de que tendría que ver con el mar. Investigué un poco y encontré el Instituto Nacional de Ciencias del Mar el cual ofrecía unas licenciaturas técnicas que permitían acceder
rápidamente al mundo del trabajo. Me gradué y empecé a trabajar en un centro de investigación en oceanología, los azares del destino hicieron que llegara a trabajar en el Centro de Investigación Científica de Yucatán, aquí en Cancún, hace poco más de 13 años.

¿Cuál ha sido tu mayor satisfacción durante tu carrera?
Lo que me da mucha satisfacción, además del placer de hacer un trabajo apasionante y nunca aburrido, es el conocer a personas de diferentes países y culturas, de diferentes sectores de actividad desde investigadores a pescadores, ricas en experiencias y movidas por el mismo compromiso por salvar los recursos marino costeros.

¿Cuáles son los retos actuales que tiene el SAM?
La salud del Sistema Arrecifal Mesoamericano enfrenta varias amenazas; desde las globales como el cambio climático, cuyos aumentos de temperaturas estresan y blanquean a los corales, hasta las amenazas muy locales como la contaminación del agua por un tratamiento de las aguas residuales inadecuado, el manejo de los residuos sólidos como los plásticos o la sobre pesca en ciertos lugares entre otras. Nunca hay que olvidar que nuestro bienestar, de los humanos que vivimos en esta región, de una manera o otra depende de la salud de este magnífico ecosistema.

Temas

  • Mélina Soto

Comentarios

Te puede interesar