Economía

México busca legislar las apuestas virtuales

null

Los casinos digitales de México, con sus correspondientes apuestas deportivas, podrían empezar a ser reglamentados por las autoridades. 

Por La Verdad

15/06/2021 12:57

La situación de los casinos virtuales en México

A raíz de la pandemia, los casinos online comenzaron a proliferar. Como las personas no tenían la posibilidad de acceder a los juegos en salones físicos, debieron empezar a probar plataformas seguras que encontraron en Internet. Así, el juego virtual empezó a popularizarse cada vez más. 

En el caso de los casinos online México, vemos que el diputado y ex campeón del mundo de boxeo, Erik Morales, intentó cambiar las regulaciones que se asocian con la Ley Federal de Juegos y Sorteos. Recordemos que fue una reglamentación implementada en 1947 y que, en algunos parámetros, no se actualiza a los tiempos que corren.  

Es decir, en ese momento no existían las regulaciones virtuales, pues Internet todavía ni había sido implementado. Lo que buscará esta celebridad de la política es incorporar las apuestas deportivas y todo lo relacionado con el juego digital, algo que se escapa de las leyes actuales en territorio mexicano.

Los cambios para la ley

Perteneciente al partido oficialista Morena, Morales comentó que la Secretaría de Gobernación, conocida como SEGOB, debería tener las facultades para regular todos los eventos deportivos donde se puedan obtener dinero, en función de la posibilidad de especular con los pronósticos y resultados.

Como el negocio es millonario, la idea es que México pueda obtener ganancias que, en la actualidad, solo van a parar a manos de privados. Por ejemplo, de acuerdo con lo que indica la Asociación de Permisionarios, Operadores y Proveedores de la Industria del Entretenimiento y Juego de Apuesta en México, esta industria genera unos 422 millones de dólares anuales.

Teniendo en cuenta que el juego virtual se ha popularizado, y que algunas previsiones indica que para los próximos 6 años habrá un crecimiento anual del 30%, esta decisión permitiría que la legislación mexicana genere la regulación necesaria no solamente para dividir las ganancias, sino también para ampliar los mecanismos de seguridad.

Esto significa que cada vez puedan surgir más casas de apuestas locales, que competirían con las internacionales, con el afán de generar beneficios para los consumidores. Al mismo tiempo, como habría exigencias por parte de las leyes, se evitaría la aparición de casas desreguladas y que, en muchas ocasiones, acaban siendo estafas para los usuarios. 

Lo que queda claro es que, sea cual sea el resultado final, la ley necesita revisarse. En una época donde la gente puede hacer dinero a través de Internet, resulta completamente insensato que una normativa de 1947 pueda adaptarse a la actualidad, pues no existe concordancia con la situación de la actualidad. 

Habrá que ver cuáles pueden ser las posibles modificaciones que se hagan, e incluso qué puntos se pueden añadir. Sin embargo, lo que se puede apreciar es que el oficialismo de México intentará regular esta industria, para brindar mayores seguridades y beneficios a los consumidores, pero también para obtener una porción de las ganancias millonarias que los juegos de azar virtuales generan.