Secciones
El primer paso, es el inicio de las grandes historias
Economía

El primer paso, es el inicio de las grandes historias

“El autoestima es básico para estar bien y trabajar mejor. Empecemos por uno mismo. Dios lo dijo: Ayúdate, que yo te ayudaré”, Ligia Aguayo Rosado

por LaVerdad

El primer paso, es el inicio de las grandes historias

El primer paso, es el inicio de las grandes historias

En el marco del noveno aniversario del Diario La Verdad, la empresaria Ligia Aguayo Rosado destaca que “Las grandes historias comienzan con el primer paso”, por lo que se tienen que vencer los miedos y temores para emprender el camino en busca de los sueños.

¿Qué mensaje le darías a las mujeres?   

“El pasado 8 de marzo al celebrarse el Día Internacional de la Mujer ofrecí una conferencia ante un grupo de cien mujeres y les hablé sobre la imagen personal. Uno de los principales puntos es alimentar el autoestima. A veces tenemos paradigmas impuestos por la sociedad, otras ocasiones depende del entorno familiar, de las oportunidades de estudiar y esto va formando nuestras creencias; paulatinamente los espacios se han abierto para la mujer pero uno debe de buscarlos.

¿Cómo te ven te tratan no es así?

Efectivamente. En mi época de estudiante era muy dedicada a la escuela pero tenía mucha inseguridad, era delegada, demasiado reservada y no me sentía bonita. Aunque la familia me lo decía yo no me lo creía y comencé a trabajar en mi persona para fortalecer estas debilidades. Descubrí que al mejorar algunos aspectos de mi imagen, como el vestuario, el maquillaje, al utilizar estas herramientas para tener un buen impacto al momento de una cita de trabajo o tratar con un cliente, me di cuenta de cómo fortalecí esa parte que me faltaba. También debemos trabajar en la parte emocional, hay que aprender a manejar las emociones y la frustración. Y por qué no? Buscar ayuda con el sicólogo. En estos tiempos todos somos víctimas del estrés.

¿Cómo se pueden medir los avances? 

Hay que ver la importancia de tener un plan de vida, plantearte pequeñas metas. Ejemplo, el próximo año acabar la maestría, al otro, un postgrado y así sucesivamente. Hay que plantearse metas alcanzables, objetivos claros y realistas hacia dónde queremos llegar. En la medida en que demos un paso llegaremos a la meta, pero hay que recordar que los grandes viajes y las grandes historias comienzan con el primer paso.

La empresaria Ligia Aguayo Rosado.

¿Es básico en cualquier disciplina?

Si, no importa cuál sea tu actividad. El ejemplo más claro son los alpinistas; no pueden perder la concentración mientras suben la montaña; es un trabajo de resistencia, de  preparación mental, de inteligencia, de estrategia, que los va llevando a cumplir sus metas.

¿Cómo se aplica esto en los negocios?

En los negocios debemos aprender cómo transmitir mensajes y practicar la asertividad. En muchas ocasiones las cosas no salen como queremos, a veces tu molestia permea en la empresa y eso es negativo, sobre todo cuando eres el líder.  También es importante aprender a manejar la frustración muchas veces las cosas no se dan como pensamos y definitivamente existen los obstáculos, tenemos que aprender de los errores, se vale caerse y reponerse, pero para evitar un bajón en la autoestima debemos aprender a manejarlo. Hay que tener en claro que las cosas no siempre van a salir como creemos, por lo tanto debemos verlas como un aprendizaje y no centrarnos en cosas que no podamos realizar.

¿Qué pasa si tengo talento para una cosa, pero no en todas las áreas?

Digamos que mi talento son las ventas, pero no la administración y quiero emprender un negocio, entonces hay que buscar alianza con quien nos puede complementar y eso nos lleva a trabajar en equipo. En la medida en que nuestras metas se vayan completando, nos vamos acercando al éxito, sobre todo cuando sabemos que debemos prepararnos para los cambios inevitables, ya sea económicos, internos o incluso dentro de las empresas se van tomando diferentes decisiones en la vida de la empresa.

Temas

Comentarios

Te puede interesar