Secciones
La abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta reaparece en Indonesia.
Ecología

La abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta reaparece en Indonesia

Investigadores encontraron a la especie de abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta por cuarenta años.

por La Verdad

La abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta reaparece en Indonesia.

La abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta reaparece en Indonesia.

La abeja más grande del mundo conocida como la abeja de Wallace (Megachile pluto), que se creía desaparecida desde hace casi cuatro décadas, fue vista nuevamente en Indonesia por un grupo de investigadores liderados por el fotógrafo Clay Bolt y el entomólogo Eli Wyman.

La abeja Wallace reaparece después de casi cuatro décadas.

De acuerdo a Live Science, los investigadores avistaron al fornido insecto en las islas Molucas durante una expedición realizada en el mes de enero, tras varios días en los bosques de las islas, la búsqueda parecía infructuosa. Sin embargo, al buscar entre un nido de termitas en un árbol a más de dos metros de altura, lograron dar con la escurridiza abeja, fotografiándola y analizándola.

Los investigadores la pudieron fotrografiar.

“Básicamente nos estábamos volviendo locos después de tantos años de planificación y casi perdiendo la esperanza”, relató el entomólogo Eli Wyman.

Cabe mencionar que ambos investigadores emprendieron en un viaje destinado exclusivamente a encontrar al insecto, cuyo valor como objeto de decoración alcanzaba los $9 mil dólares ($173 mil pesos mexicanos) en Ebay.

“Fue un momento increíble darse cuenta de que vinimos por este camino, otras personas lo han buscado, y aquí estábamos: sucios y sudorosos y de alguna manera, encontramos este insecto”.

Investigadores encontraron a la especie de abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta por cuarenta años.

El nombre de esta abeja se debe a Alfred Russel Wallace, quien la descubrió en el mismo país en 1958. Desde entonces, no se volvió a saber de ella hasta 1981. Por más que su tamaño resalte inmediatamente, siempre ha sido difícil de encontrar y observar.

La abeja Wallace, la más grande del mundo que se creía extinta por cuarenta años.

Este insecto posee unas largas mandíbulas que no los utiliza para morder, sino para transportar globos de resina a su nido. Son animales solitarios y no suelen tener tendencias agresivas.

Temas

Comentarios

Te puede interesar