Crimen

Crean Guardia Indígena en Michoacán para defenderse del narcotráfico

Crean Guardia Indígena en Michoacán para defenderse del narcotráfico.

Habitantes de Zitácuaro, Michoacán, han creado una Guardia Indígena con el objetivo de protegerse contra el narcotráfico en la zona.

Por Eleazar Demesa

10/03/2021 02:20

Habitantes de Michoacán coinciden en que la llegada del narcotráfico a sus pueblos y a sus bosques ha sido gradual. Previamente, la violencia solo se escuchaba en la cabecera municipal, en Zitácuaro. Sin embargo, desde hace un par de años, la delincuencia ha buscado diferentes formas de ingresar a las comunidades indígenas.

Entre ellas, destacan Donaciano Ojeda, Carpinteros, Crescencio Morales, Francisco Serrato, y a sus bosque semivírgenes donde cada invierno arriban millones de mariposas monarcas que viajan más de 4 mil 500 kilómetros desde las frías praderas de Canadá y la costa Este de Estados Unidos para hibernar en México de noviembre a marzo.

“Empezaron muy discretos; tirando algo de droga por aquí y por allá, y buscando cómplices dentro de los ranchos para ir tejiendo la red”, explican los vecinos de Carpinteros.

Indígenas de Zitácuaro crean su Guardia contra el narco

Lo anterior, especialmente desde 2020, cuando al recrudecimiento de la violencia en la zona oriente de Michoacán y el vecino Estado de México –un polvorín donde La Familia y el Cártel Jalisco Nueva Generación se disputan la zona junto a otros 26 grupos– ha ocasionado que el narco busque su expansión de negocios ante la competencia criminal por el territorio.

Un mes después del primer intento de La Familia de establecerse en las comunidades, el 16 de enero lo intentaron de nuevo: otro grupo llamado Los Cristaleros -reducto de Los Caballeros Templarios- entró a Donaciano ofreciendo “ayuda” a las autoridades comunales indígenas.

“Nos dijeron que ellos no cobran cuotas y que no financian a talamontes que destruyen nuestros bosques y la monarca, como sí hace La Familia”, cuenta Martín, uno de los muchos campesinos que fueron víctimas de las extorsiones: “Nos llamaban y nos hacían bajar a Zitácuaro a pagarle al Sobrino una cuota de 12 mil pesos por hectárea de aguacate”.

Habitantes de Zitácuaro crean Guardía Indígena para combatir el narcotráfico.

A cambio de su protección, los Templarios querían vender cristal (metanfetamina) en las comunidades. Las autoridades indígenas rechazaron el ofrecimiento y exigieron al grupo que saliera de inmediato.

Estos se negaron, se atrincheraron en el bosque de Carpinteros, y una delegación de comuneros se trasladó al día siguiente, el domingo 17, al cuartel de la Guardia Nacional para pedir ayuda, con el mismo resultado de un mes atrás: no disponían de elementos suficientes.

La delegación regresó con la noticia y un grupo de alrededor de 40 comuneros tomó la decisión de enfrentar al grupo criminal que los recibió a balazos en el bosque. El saldo: nueve muertos, según la Fiscalía estatal, 11 según los comuneros, de los cuales tres eran defensores del bosque.

La Verdad Noticias informa que, fue en ese momento, ante el abandono de las autoridades, las comunidades se decidieron a organizar sus propias policías indígenas para recuperar la paz en la Reserva Monarca.

¿Variante brasileña de Coronavirus podría afectar a toda Latinoamérica? Síguenos en TikTok para mantenerte informado.