Secciones
José N se dirigió a su casa en su motocicleta Italika, iba sobre la avenida Politécnico
Crimen

Balas Perdidas: Caso Politécnico

El hombre a quien dispararon no cuenta con fortuna, no había forma de que supieran la hora en la cual pasaría por ese lugar, sin embargo intentaron ejecutarlo..

por AngelBalán

José N se dirigió a su casa en su motocicleta Italika, iba sobre la avenida Politécnico

José N se dirigió a su casa en su motocicleta Italika, iba sobre la avenida Politécnico

Una fuente confiable, se comunicó y contó su vivencia casi mortal, por razones de seguridad le llamaremos José N. ya que fue víctima de un atentado contra su vida, los hechos quedaron registrados en la Carpeta de investigación 2529/2017 como intento de homicidio.


Después de las 4:00 am del día 17 de este mes, José N se dirigió a su casa en su motocicleta Italika, iba sobre la avenida Politécnico con dirección a Paseos del Caribe pero se encontraba cerca del hospital de la 509 (Conocido como IMMS de la 510), en ese momento fue interceptado por una camioneta Nissan con un grupo de personas en el interior.


Según las declaraciones dadas, los hombres del interior de la camioneta venían ‘enfiestados’, por la música elevada, al mento de bajar los cristales de dicho vehículo una persona sacó un arma y apuntó a José N de frente, el afectado agachó el cuerpo y aceleró, unos instantes después se escuchó una detonación, por la euforia del momento perdió el control y se cayó de la motocicleta.

Como pudo se levantó y se fue del lugar, las personas de la camioneta se quedaron 20 metros atrás, a juzgar por lo sucedido José N simplemente se encontró en el momento menos indicado, lo que revela la descomposición y la inseguridad que se vive en la ciudad, en donde una persona se siente con el derecho de arrebatarle la vida a otro sin tener motivos aparentes.


En la entrevista realizada al afectado se llegó a la conclusión de lo siguiente, era una reunión entre amigos por lo que esa salida se saldría de cualquier rutina, después de una lluvia se quedó esperando, nunca posteó en sus cuentas donde se encontraría, generalmente usa otras vías para llegar a su casa, llevaba casco cerrado, no recibió amenaza de muerte antes o después de este acontecimiento, los atacantes tuvieron oportunidad de seguirlo pero no lo hicieron.


Todo esto apunta a que alguien posiblemente bajo los influjos del alcohol u otras sustancias realizó el disparo sin razón aparente, cualquier persona pudo estar en el lugar del José N, hoy José se encuentra en recuperación por las heridas causadas por la caída de la moto. Él ha sido una víctima más de las ‘balas perdidas’ de Cancún, afortunadamente vivió para contarlo y poder dar su testimonio, “muchas veces a las personas que mueren a causa de un arma se les acusa de ser narcos debido a un ajuste de cuentas”, señalo en la entrevista
exclusiva.

Temas

Comentarios