Ecología

Abandonan a 46 pingüinos y un delfín en acuario de Japón

Abandonan a 46 pingüinos y un delfín en acuario de Japón desde hace meses y sobreviven gracias a algunos empleados que los alimentan.

por La Verdad

Abandonan a 46 pingüinos, un delfín y cientos de peces desde hace meses en un acuario de Japón, que tuvo que cerrar debido a la disminución de visitas desde el 2011. Los defensores de los derechos de los animales han advertido que los animales marinos podrían morir si no son rescatados del acuario del parque Inubosaki.

Las puertas del acuario del parque marino Inubosaki en Japón cerraron en enero pasado y aunque se trasladó a los animales a otros zoológicos, siguen abandonados un delfín y 46 pingüinos.

Delfín Honey.

Aun cuando los trabajadores del acuario los han alimentado todos estos meses, el delfín hembra “Honey” está en una piscina de medidas muy reducidas y los pingüinos están cubiertos de polvo en una zona llena de escombros.

La lamentable situación en la que se encuentran los animales ha provocado las protestas de activistas y organizaciones sin fines de lucro como Peace y Save the Ocean, que exigen el traslado a lugares adecuados.

Pinguinos abandonados.

Sachiko Azuma, representante de Peace, explicó que “el acuario cerró repentinamente a finales de enero. No esperaba que los animales fueran abandonados. Sin embargo, incluso en febrero, la gente pudo ver que todavía había animales [en el recinto]. Así que empecé a investigar y descubrí que las negociaciones para trasladarlos no habían progresado”.

Cabe mencionar que el centro de salud pública asegura que los delfines y los pingüinos están siendo cuidados adecuadamente, pero Akiko Mitsunobu, jefe de asuntos de acuario en el Centro de Derechos de los Animales de Japón, dijo que necesitan ser vistos por expertos en bienestar animal que puedan ofrecer una segunda opinión.

Animales abandonados.

Peace ha lanzado una campaña de tarjetas postales en la que se pide que Honey sea rescatada, mientras que la situación de los animales provocó una ola de críticas en las redes sociales. La semana pasada el parque marino había recibido más de 800 correos electrónicos y cartas exigiendo que los animales fueran trasladados a un nuevo hogar.

Temas

Comentarios